30 de mayo de 2011

Propuesta de Tèsalo: Comentar una imagen- Pinacoteca

Por segunda vez me sumo encantada a la estimulante propuesta del amigo Tèsalo: ver una imagen y escribir sobre ella.
Esta vez colaboro con un dibujo que realicé en técnica mixta: "collage", tinta y lejía diluida con agua.



¿Hacia dónde? ¿Para qué?  Partículas que desprendemos, átomos, saliva.
Sin percibirlo, nos diluimos, porque nada permanece quieto, todo se transforma. Riego con una lágrima aquella hoja seca o, sin querer, aplasto una hormiga, mientras sobre mi cabeza y por encima del hormiguero, amanece... 
________
Más imágenes para observar y escribir en Tèsalo:  http://tesaloespaciosegundo.blogspot.com/

23 comentarios:

Pedro Ojeda Escudero dijo...

Correr sin final.

Fibonacci dijo...

En esta figura donde me veo reflejado en una ecuación donde aparezco con una armadura diluyendome y huyendo de los demonios, de los miedos, y de esas ranas que se convertírian en mis princesas. Es una fase de negación en la que el miedo a sufrir, y a que nos vuelvan a hacer daño, se ha convertido en una coraza que impedí que las personas puedan confiar y mostrarse tal como son...un besote linda Natalia

Verónica dijo...

Ya me gustaría salir corriendo y que los malos rollos se quedaran atrás en el aire, que se despegaran de nosotros y quedaran como vapor de agua, que subiera bien alto y desaparecieran; así, cuando termináramos de correr estaríamos libres de polvo y paja y a empezar otra vez.

Besito, templá!

Jose Antonio Bejarano dijo...

Imágenes así parecidas son las que veo en mis periodos de calenturas, cuando mi organismo está luchando contra los agentes infecciosos -resfriados, gripes, enteritis, etc.- y la temperatura corporal asciende y desciende. Visiones que agitan el espíritu, la mente y el cuerpo llevándolo de los precipicios ardientes sin fondo hasta las mullidas encalmadas de los valles bucólicos.

Neogeminis dijo...

Nos deshacemos al andar y por eso mismo nos apuramos para llegar antes de no ser nada...!
Un texto muy ajustado a este dibujo que nos presentas!
Un besito.

Balamgo dijo...

Una excelente definición.
El dibujo también es magnífico, artista por partida doble.
Abrazo.

Myriam dijo...

Muy, muy bueno tu dibujo ¡Qué carrera!

gustavo dijo...

a ver, natalí, no te me ofendas...bien, me has recordado a ...cómo se llama, gustavo...carmen polo. sí, la compañera de jueves...has logrado encajar literatura con imagen. hasta ahora...bue, ahí paro..
medio beso, enfermita.

Azucala - Melba Mercedes Almeida dijo...

Corre pero no solo por correr lleva en sus manos tal vez su más grande esperanza, su más preciado sueño. Es un andar por ti mismo. Dice mucho habla por si.
Un gusto llegar hasta aquí.

Mari Carmen dijo...

Buenos días, Natalí :) Vaya, el dibujo es fantástico, tiene una fuerza tremenda. Da la sensación de que al llegar a la esquina, tan sólo habrá gotas de agua sobre el asfalto. Me ha gustado mucho, y tu texto lo acompaña a las mil maravillas.

Qué suerte poder leerte, amiga Natalí :)

Un abrazo

RAFAEL ÁNGEL dijo...

Es una imagen onírica muy daliniana. Verla me evoca la huida hacia ninguna parte; o la persecución de alguien a sí mismo.

Es como no poder escapar del propio ser.

Un muy cordial saludo.

Alfredo dijo...

Nos vamos disolviendo en esta nada inmensa de tiempos inmisericordes. Siempre rápido, siempre con prisas, siempre fuera de nosotros mismos para llegar ¿a dónde si ya no sabemos de dónde hemos salido?

Un abrazo sin prisa :)

ANTIQVA dijo...

Es cierto, tenemos que tener mucho cuidado cuando lloramos... La vida de las hormigas, entonces, está en peligro...

Un abrazo, amiga

Isabel Romana dijo...

Precioso dibujo, natalí. ¡Eres una artista muy completa! Eso de ilustrar, escribir, cuidar microbios... ¡Ay, no! Lo de cuidar microbios no es tanto un arte como una fatalidad. Deshazte de ellos cuanto antes, querida amiga... Un abrazo terapeútico.

Solitude dijo...

Estas hecha toda una artista, y además, en el más amplio sentido de la palabra. Muy biennnn, por los trazos y también por tus letras.

(Una iniciativa tentadora la de Tèsalo) y yo aquí, de okupa de wiffi.

Molts petonetsss

PD. I, cuidatttt.

elena clásica dijo...

el río que no vuelve a ser el mismo río ni la persona que se vaya en él. Me remonta tu bella y poética imagen hasta Heráclito. Coincido con Rafael Ángel en el plano onírico en el que nos sitúas.
El cambio incesante y desquiciante, regenerador a su vez. Qué frágiles somos.

Besazos, amiguita.

MARU dijo...

He visto por ahí que estás un poco pachucha... Lo siento mucho, cariño.
Yo ando muy liada, pero si necesitas algo, no dudes. Un petó. TEMPLÁ.

MARU dijo...

¿ESTÁS MEJOR?
BESITOS TEMPLÁ

Anónimo dijo...

Quisiera que fuese una imagen optimista. Lleva y consigue salvar el ánfora con la esperanza.Y es una mujer, naturalmente.

Natàlia Tàrraco dijo...

Cuando una escribe o pinta suelta amarras, es visceral en muchos sentidos (no es todos), una descarga, que analizada, lleva a muchas respuestas o a dudas, depende de quien lea o mire.
Una vez escrito o dibujado, ahí queda.
Os agradezco vuestras múltiples miradas que me sorprenden y me llenan de alegría. Por suerte somos tan diversos y distintas.

Anónimo dice: Y es una mujer, naturalmente, y yo me quedo con la boca abierta, porque tiene sexo concreto el dibujo, me parece. Pero me parece fascinate esa paleta de versiones sobre una cosa que una hizo un buen día.
Os quiero.

Tésalo dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Tésalo dijo...

Este recorrido habra tenido, ciertamente su final pero esa forma humana todavía se desplaza.
Su elaboración me parece algo azaroso y el resultado, a causa de su verosimilitud es sorprendente.
He pensado mucho en la energía y en el barro del que todos fuimos hechos.

Tésalo

ANTONIO MARTÍN ORTIZ. dijo...

Si Heráclito estuviese entre nosotros y viese tu dibujo, amiga Natàlia, seguro que adornaría con él su famoso enunciado:

Πάντα ῥεῖ [Pánta rhei] (Todo cambia, todo fluye).

A ver si ahora va a resultar que, entre otras muchas cualidades y habilidades, también eres una excelente pintora. ¡Enhorabuena!.

Un abrazo,

Antonio