4 de abril de 2011

Ridan - Ulysse- El regreso...

8 comentarios:

Neogeminis dijo...

Ya mismo salgo a mirar si llueven osos desde el cielo!
Lindo!!

Nusa dijo...

¿Eso quiere decir que estás por aquí?

Besitoooo :)

Fibonacci dijo...

Bonito video y bonita canción...un besito.

SUSANA dijo...

Qué ternura por favor! Me como a besos esos osos! ¿Cuánto dura el video? ¿3´39”? Bien, durante todo ese tiempo he sido una niña otra vez!
Muchas Gracias mi bella Natália por este bocadito de lunes, que le imprime otro ritmo y cara a la tarde! Besitos guapa!

Princesa115 dijo...

Qué video más lindo!!!! Me encantó y la canción es también muy simpática.

Besos

Folhetim Cultural dijo...

Olá passo em seu blog para convidar você a visitar o meu que é dedicado a cultura. De segunda a sexta feira noticiário cultural aos sábados minha coluna poética ás 09 horas da manhã e ás 5 da tarde Chá das 5 sempre com uma participação especial. Irei aguardar sua visita lá. Abraços sucesso em seu blog. O endereço é informativofolhetimcultural.blogspot.com

Magno Oliveira
Twitter: @oliveirasmagno ou twitter/oliveirasmagno
Telefone: 55 11 61903992
E-mail oliveira_m_silva@hotmail.com

alfredo dijo...

Genial, pegadizo y tierno.
Una delicia de ilustración, efectivamente próximo al estilo de submarinos amarillos y demás tropitas del Sargent pepper's lonely hearts club band.

Me lo llevo para mi nieto.

Besos

elena clásica dijo...

Ay, qué hermoso, pero qué terrible a la vez. Tanto como la vida simbolizada en el regreso de Ulises a Ítaca, pero como advirtió Kavafis: no se ha de tener prisa en la llegada, la esencia, el aprendizaje están en el camino, en él aparecerán lestrigones, cíclopes, engañosas sirenas, dioses enfurecidos, hechiceras que nos desviarán, tanto como quien vuela en un globo a merced de los vientos y estos vuelcan el pequeño cesto vivo, como cualquier ser vivo, a merced de los elementos y de pequeños gigantes.
Todos, todos los miedos serán vencidos por un alma grande, si es que no se les deja habitar en ellos.

Allí va nuestro empeño, nuestras alegrías y nuestros dolores, inmersos en los mares y en los vientos como nautas a la deriva, siempre buscando la luz del faro que nos ilumine.

El vídeo es hermoso y lleno de ternura como dice Susana.

Te envío un gran abrazo, narradora, observadora, amiga.