16 de agosto de 2010

Este jueves !un relato!- HISTÓRIAS PARA NO DORMIR

Chumba, chumba, pumm, puuum! Retumbando en los tímpanos y en los ojos y en los riñones y los testículos y en la boca del estómago "¿Es día o noche, jueves o lunes?” se preguntaba con la saliva seca en la comisura de los labios.
Lo peor era lo reiterativo y ¡la luz! siempre cegadora, a chispazos o a golpes de colorines, como látigos en las pupilas, sin cesar los neones.


“¿Cómo era la historia para dormir, abuela?”
Recapacitó a base de un esfuerzo increíble luchando por anular todo lo demás: “Ya sé, era el hombre volando sobre Bagdad en la alfombra, o sobre Damasco, da igual. Tú, abuelita, eras de cristal, pequeñísima, una niña con arrugas...!Si, siii! una tela de seda transparente tu piel...y luego estaba el otro, el marinero, Alí, noooo, Simbad. Cuéntame otra vez la historia para dormir abuela. ¡Dormir!, silencio, todo oscuro, eso quiero”

Cegado y sordo, orinándose sin ganas de llegarse a la bacinilla de acero inoxidable, pulcra y aséptica, rezó en cuclillas, empotrado en un ángulo obtuso, recto o agudo:
__No hay más Dios que Alá y Mohammad es su Profeta...__ repetía dándose de cabezazos__ Cóseme con agujas los párpados, perfora mis tímpanos, dame el no despertar, el dormir para siempre ¡ahora!, dame la muerte del creyente, no me abandones...Alá... ¿y las huríes...?

¡Chumba chumbaaaaa! Fogonazos multicolores y él, con los grilletes en los tobillos intentando llevar el ritmo para caer muerto de una vez. Pero era una danza extraña, era la música del diablo; techno o tecno, o jungle o trance, o...

Celda de castigo nº 27- Guantánamo, agosto 2010.
____________
Para no dormir las siguientes histórias culpa de la Brujis:  http://callejamoran.blogspot.com/

23 comentarios:

ANTIQVA dijo...

Ay, querida amiga, que terribe "Historia para no dormir" escribiste... Terrible...

Por cierto, ¿no andabas por no se que paises lejanos...?

Te deseo que pases unos dias felices hasta la saciedad, amiga

Natàlia Senmartí Tarragó dijo...

Queridísimo amigo ANTIQVA, pendiente estoy de tu Nilo, no creas, te sigo escriba.
Verás, esto de escribir para mi, es...no sé, respirar. Por eso mientras meto cosas en la maleta, voy pensando en NO DORMIR. No duermo si es que hay que escoger entre escribir o roncar.
La idea me parecio: COMO TODAS, un estímulo, gracias Brujis.

VALGA ESTA RESPUESTA PARA TODOS Y TODAS LAS AMIGAS Y AMIGOS. Doy la lata a "troche y moche" la doy hasta...no sé. Os leeré, no lo dudeís, aunque sea nadando cual delfina en mares atlánticos o mediterráneos. No os libraís de mí, ayyyyy.
BESOS MUUUCHOS.

Mar dijo...

¿Pero tú no te ibas de vacaciones? ¡Pues sí que te gusta escribir! Eso está bien.
Y ¡qué terrorífica esta historia! ¡A ver quién duerme hoy! ¿Sabes? Nunca me ha atraido el género; siempre lo rehuyo, por temor a no dormir de miedo luego.
Pásatelo bien y descansaaaaaaaaaaa

Inma Brujis dijo...

Bueno, bueno, intentare ponerme tapones en los oidos cuando mi hijo ponga su musica satanica para no acojonarme...
Beosssssss yo tb me voy de vacas asi que la colgare antes tb.

Neogeminis dijo...

Un cuento(?) de terror verdadero...
no hay más espanto que el que logra pergueñar la maldad humana.
Un abrazo.

Gastón Daniel Avale dijo...

No te lo vas a creer, pero golpearon la puerta cuando terminé de leer el relato, escuchaba un tema de ultra tumba de pink floyd, de esos temas que son viejos, con sonidos prolongados y abstractos, volátiles...¡Que susto! jajaa

besos!

Medea dijo...

Me alegra que aun haciendo la maleta, no seas capaz de dejar de escribir,aunque sea para dejarnos este estremecedor relato del miedo que puede llegar a producir el ser humano en otro de su misma especie...la tortura que te puede hacer desear el sueño de no volver a despertar.

Medea dijo...

¡¡Agggg!!Lo siento, no te he deseado aun que descanses y pases unos felices y tranquilos días, los míos llegaran en Septiembre si para entonces no me he vuelto loca.¡¡A disfrutar!!Besos y brazos grandesssss

Gambetas de lana dijo...

Y yo que me preguntaba ¿Por dónde viene el terror en esta historia ¿Por los 40 ladrones? No, esos están gobernando mi país.
Finalmente el terror llegó terrorífico y real.
Me encantó, menos mal que tus musas no andan como las del Nano.
Besos

Primavera en Otoño dijo...

Pero Natalia como me haces no sabes que siempre tengo musica puesta vamos que no doy un paso sin ella, y ahora que hago, sigo llevandomela a la camita, dejandola en el oido...no vendran del mas alla..uff que miedo..
Primavera

LUNA dijo...

No hay nada más horrible que ser prisionero. De lo que sea.
Desde Guantánamo hasta la música infernal de la Patrona de Villacuestas de Abajo que no te dejan dormir.....
Espero que pases unas PLÁCIDAS VACACIONES....
Besitos

Susurros de Tinta dijo...

Que buena eres!!!, me has dejado de una pieza, que pena que las historias reales sean más terroríficas que las inventadas y es que despiertos somos capaces de inventar el terror más allá de los sueños, que estupendos somos, que civilizados!!!!, miles de besosssssssssss.

Gambetas de lana dijo...

Natalí:
te envio este enlace porque sos la culpable. Cuando escribí acerca de palabras mágicas pensé que el relato terminaba en sí mismo, pero vos pensaste mas allá, que Alonso podría recordarlas. Entonces lo continué.
http://gambetadelana.blogspot.com/2010/08/capitulo-ii.html

Y ahora, por bocón y porque sinó Susus se enoja, tengo que escribir una novela. Ja, ja.
Besos

yonky dijo...

El terror mas alla de la ficcion,encarnado en nuestra propia carne,en la osamenta que nos sostiene,apenas,y los recuerdos infantiles para anesteciar,para evadirnos de esta realidad tan injusta.

cariñitos

gustavo dijo...

natali, sencillamente eres la hostia...
jajaj...
me rio por que a mi esos finales de tres palabras me encantan...el giro que toma la historia al decir GUANTANAMO...la claridad que toma la historia....el cuerpo que adquiere es...
vienes a lo largo del relato describiendo, creando una atmosfera...ya con sentido...mas, al torcerla hacia guantanamo, zas, el giro es brutal y hace a la histria eso, brutal...
mil besos desde la ensoñacion de una isla sin mucho calor...

Tésalo dijo...

Si te habías propuesto quitarme a mí el animo sereno con un relato de un fondo realmente muy terrible, Natàlia lo conseguiste.
Yo, tambien, me sentí por un momento, muy necesitado de un alfombra así mientras lo leo.
El final de una víctima en estas condiciones, por lo demas es muy poco probable, que no haya resultado sumamente desgraciado.

Tésalo

Mimí dijo...

¡¡Chunda, chunda!!
Un placer leerte, Natalí.


Abrazos de agua

Nieves Hidalgo dijo...

Si te llega a descubrir a tiempo Chicho, no te escapas y le haces de guionista.
Menuda historia para no dormir.

Besos, guapetona.

ANTONIO MARTÍN ORTIZ. dijo...

Amiga Natàlia,

Aunque durante el verano la holgazanería se haya apoderado de mi a la hora de escribir, no lo ha hecho a la hora de leer. Te sigo leyendo y disfruto con tus relatos. Éste de ahora me ha sobrecogido. ¿Cómo es posible que en el siglo XXI exista esa vergüenza que se llama Guantánamo?. Acabo de regresar de New York y me encuentro con tu relato, que es un fiel reflejo de esa mierda que han construido los norteamaeircanos, algunos sólo, no todos, porque también tienen cosas buenas y muy buenas, en Guantánamo.

Te felicito por la información que me das en correo electrónico de la publicación de un libro tuyo. Estaremos todos muy deseosos y contentos de su publicación. Lo pongo en la lista de mis libros para leer.

Ya sabía que conociste a Elena Clásica en Madrid, porque ella te dedicó un buen homenaje en su blog.

Te envío un abrazo, y a ver si tú nos envías un poco del fresco que debe hacer en Andorra, porque aquí en Barcelona, de calor, a uno le sudan hasta los pensamientos.

Antonio

Alfredo dijo...

Terrores nocturnos y seguramente también diurnos, seguro que los tendría cualquiera que se viera sometido al infierno en vida de Guantánamo. Prisión al margen de toda consideración, justicia y humanidad, donde los prisioneros no saben qué hacen ahí, ni cuando les van a juzgar, ni qué delitos se les imputan mientras el tiempo pasa y el miedo, seguramente, crece.

La realidad siempre da más miedo que ninguna otra cosa, y ese sentimiento se cuela por entre los renglones de tu relato.

Un abrazo!!

Mimí- Ana Rico dijo...

¿Cuándo vuelves? ¿Cómo va nuestro Quinto?

Abrazo maduro de sol

Liliana Lucki dijo...

Feliz vuelta a casa.

Es un placer recorrer tu blog !!!!

Mi saludo desde Argentina,Liliana

Myriam dijo...

Excelente y cualquier parecido con la realidad es mera coincidencia. El remate es genial.

Querida Natalí, estoy de regreso, chumba, cachumba y te leo con calma chicha en la noche tormentoooooooosa.......

Beso grande