10 de mayo de 2012

Este jueves un relato: ERASE UNA VEZ...

Indignados estaban los malos y las malas de los cuentos, hartos de ser apestosos, horrendos, zafios, y encima maltratados, matados, fulminados.
__Ulises, siendo yo hijo de Poseidón me emborrachó y me dejó tullido del único ojo ¡Voto a mi padre-exclamaba Polifemo.
__Pues en mi papel de Tragaldabas estoy con llaga de estómago incurable de tanto comer picaportes y cerrojos-abundaba otro escupiendo clavos y tachuelas en vez de salivas.
__Padezco halitosis, tengo escamas verdes, echo fuego por las narices y me cortó la cabeza un mancebo de nombre Jorge, o Georgios, o Yuri, Jordi o George, poco importa su apelativo. Menudo bochorno el mío, verme Dragón descabezado por uno con mallas y leotardos, que me dejó sin catar el apetitoso bocado de la tierna doncella. Aquel que me inventó me hizo comedor de carnes frescas ¿es mi culpa?
__Ogro me llaman, más feo que un lobo sarnoso…
__Ogro, no me cites que bastante tengo con lo mío. ¿Para qué son estos dientes?, pregunta la Caperucita taimada, y respondo; para comerte mejor. Pues no señor, me quedo pasmado y con la poca pitanza en la barriga de una abuela huesuda e indigesta. Hasta tres Cerdos ¡tres! se ríen de mí y acabo con el trasero escaldado. Hombre lobo, lobo peludo, salvó mi honra uno del cine “En compañía de lobos”, ese me conocía, ese Neil Jordan hizo justicia poética, que no soy tan fiero como me pintan...Auuuuu.
Suena la cavernosa risotada de la Bruja Calixta con verruga típica en la punta de la nariz, a su lado la Madrastra de dos cuentos; Blancanieves y la Cenicienta, dice enojada:
__Mi hermosura es la maldad, la de Eva del pecado, soy vampiresa, soy rencorosa y al espejito mágico pregunto eternamente: ¿Cuál es la más bella? De memoria me sé la respuesta: la niña dulce, esa blanca como las nieves que vive con siete enanos !tan fresca!-se pone a patalear la Madrastra y el rimel dibuja chorretones en su tersa piel maquillada- ¡Qué manía con las madrastras! ¿Porqué no se meten con los madrastros?que, haberlos, ahylos, por no hablar de las suegras que pinchan con el huso a atolondradas princesas. Las unas por memas, las otras por malas, hay que ver cómo nos dejan esos machistas de Perrault, los hermanos Grimm...
Estaban todos echando rugidos, aullidos, llantos y quejas, cuando el más sensato interviene y reina el silencio:
__Me parezco al capitán Garfio, y lo cierto es que soy la imagen del padre putativo de ese eterno adolescente, cosas de la mente que van más allá de la primera lectura de los cuentos. Represento el enfrentamiento entre dos generaciones, dos mundos, soy la envidia hacia el joven y él es un patético niño que no quiere crecer, jugando a aniquilar al padre…
__Te has pasado, tan lejos no alcanzo-protesta el Hombre del Saco.
__Ni yo entiendo ni jota-suscriben el Rey Desnudo y la vieja de Hansen y Gretel.
__Pues está claro, de eso y más cosas complicadas ya hablaron los griegos en sus cuentos. Pero en los cuentos románticos nos toca ser lo negativo sin matices, malos rematados, malas insufribles, moralejas y moralinas. El mundo infantil es otro mundo, lo dice un experto, Bruno Bettelheim en su libro: "Psicoanálisis de los cuentos de hadas"-se quedó el pirata tan ancho y los demás "in albis", o sea, en blanco.  
En lo alto del pino se reía la cabeza riente del Gato de Cheshire y la Reina de Corazones mandaba cortar cabezas.
__Apechuguemos hermanos y hermanas, a la postre somos el morbo de los cuentos, la sal, la pimienta, que adereza las historias que sin nosotros serían melaza pura- remata el demonio “dels Pasturets” conocido Mefistófeles.
Se van cada cual a su antro, o bosque, castillo, galeón, cueva o desparecen a través del espejo…todos y todas de alguna forma conformados. Colorín colorado, azul azulete, se acabó el cuento de María Salamiento...


!Un momento! allí "Donde viven los monstruos" se escucha un llanto colectivo, el 8 de mayo se les murió su creador Maurice Sendak, sus lágrimas mojan el papel sin embargo ni ellos ni quien les dibujó morirán jamás.
Ilustración de John Tenniel, 1864, para la primera edición de "Alicia en el país de las maravillas."
Portada de "Donde viven los monstruos" de Maurice Sendak.

_____________
Cuentos que explican muchos cuentistas en la casa encantada de José Vicente:
http://yaquedigo.blogspot.com/

29 comentarios:

Leonor Montañés Beltrán dijo...

Abogada del diablo,qué bien has defendido a los malos! Y es que ellos no tienen la culpa de ser como son, sus creadores tenían que darles vida para dar sentido a sus historias. Sin el mal no se apreciaría el bien. No hay más que acercarse por una plaza donde estén haciendo un teatrillo de marionetas para ver a los críos cómo disfrutan cuando aparece en escena el malévolo lobo, o el ogro, o quien quiera que sea el malo. Pero ya iba siendo hora de darles protagonismo. Tú se lo has dado.
Me ha encantado.
Un fantástico beso.

MARU dijo...

Querida y docta amiga: Vive Dios que los malos también son "criaturas de...dá igual... y tienen que comer. Y si no, que se lo cuenten aDon León cuando les cuenta a sus crías el cuento del León que se zampó a Don Pimpom...
Un maravilloso paseo por los personajes que a todos nos llevan a la infancia, de la cual no tuvimos nunca que salir...y un justo homenaje al creador que se ha ido a vivir al país del nunca jamás volverás... o si???? Me dá igual.
esitos Diosa del Olimpo!!!!!

Pedro Ojeda Escudero dijo...

En los malos estará siempre la verdad de los cuentos.
Bonito homenaje.

Carmen Andújar dijo...

Natalia, muy bien esa otra visión de los cuentos de hadas. Tienen razón, ¿qué sería de los cuentos sin los personajes malvados? Sólo buenos, no tendría gracia, así es que, son necesarios, y también los hemos de valorar, pobrecillos.
Un petó

Marta C. dijo...

¡Qué delicia leerte! Hola, esta es mi primera incursión en los relatos jueveros. Me ha encantado tu visión personal de los cuentos, es cierto ¿qué sería de los cuentos sin los malos? Yo tenía una amiga que decía que los cuentos infantiles eran muy cursis y le contaba a sus hijos la versión de que "el que mola es el lobo, Caperucita es una cursi, cogiendo flores por el bosque". Era muy divertido y a los niños les encantan los malos, es verdad.
Un beso y, hasta el jueves!

CAS dijo...

Ni los cuentos, se salvan del revisionismo histórico!! y por qué habría de ser así, cuestionar, es acercarse un poco más a la verdad, no?

Tal vez yo no sea, tan asi como me pintan... tal vez, tenga que preguntártelo a tí, que tan buen ojo tienes para averiguarlo, la próxima vez que nos veamos cara a cara y a los ojos, jjjajajaja.

Besos

enletrasarte, Omar dijo...

muy inteligentemente creado
saludos

José Vte. dijo...

¿Que sería de los cuentos sin los malos, los ogros y los feos?, los diferentes en definitiva. Que ya está bien, que todo no es tan bonito.
Lo bueno es que en la actualidad parece que definitivamente ya se le da la vuelta a la tortilla y ni los buenos son tan buenos ni los malos tan malos, aunque sigan siendo ogros y feos.
Me ha encantado.

Muchas gracias y un abrazo
(y perdona por el despiste)

Teresa Oteo dijo...

Pobres ogros, monstruos, brujas y lobos sarnosos! También tienen derecho y ni todos somos tan buenos ni todos somos tan malos, un poco de todo hay en cada uno y a ratos...Me ha encantado y dónde viven los monstruos también.
Un beso grande

Fibonacci dijo...

Hoy me he divertido de lo lindo con este post que te has marcado...Te cuento...yo he tenido un trauma desde pequeño (es decir, hace ya ni te cuento),siempre me han encantado los malos de los cuentos, y en especial uno de dibujos animados...El Coyote que era mi preferido, sufria cada día que lo veia y no conseguia cazar al maldito correcamino...me lo he cargado despierto, dormido, de todas las maneras posibles...con el metodo "acne", sin este...pero hoy en día, duermo feliz, a gusto, a piernas suelta...El coyote, por fín, se cargó al apestoso Correcamino, que en la barriga de mi buen coyote... descanse en paz...sino te lo crees, ahí, tienes la prueba...un besote preciosa, y gracias por los malos, malotes.

http://youtu.be/q_dMM4-1jUE

Alfredo dijo...

La verdad es que los cuentos infantiles, ya de adulto, me llaman mucho la atención por los mundos terroríficos que dibujan, lo crueles que son y la violencia que ocultan, al menos en los que consideramos clásicos. Y como eso lo asumes de pequeño sin ningún tipo de problema. No deja de parecerme curioso.

Un abrazote!!

G a b y* dijo...

Genial! buen día para reivindicar la importancia de tantos personajes que a lo largo y ancho de las historias de todos los tiempos, nos deleitaron tanto como los "buenitos", héroes, heroínas, desdichadas víctimas, que, en definitiva, nada serían ni tendrían para contar, si no fuera gracias a todos estos "malditos" personajes.
Entre esos cuentos que he escrito para niños, hay uno en que un grupo de brujas había creado la UN.BRU.DES (UNión de BRUjas DESconformes) e iban con pancartas de protesta a las puertas de las librerías. :-D
Fue muy grato leerte Natalia, además has llevado el relato maravillosamente!
Bestos al vuelo! Gaby*

Juan Carlos dijo...

Estupenda reivindicación de los malos, me ha encantado ese Garfio sesudo e incomprendido, ese dragón lamentando su derrota ante un tipo en mallas, todos, todos.
Una delicia de cuento.
Oye, se me ocurre que también habría que reivindicar a las perdices, siempre tesminan igual.
Besos, amiga.

mar... dijo...

Hola Natalia.
Que gusto encontrarme de nuevo con tu inconfundible estilo, todo un placer leerte, como siempre.
Sólo a ti se te podía ocurrir el que los malos de los cuentos se quejasen de su papel y se sintiesen incomprendidos.
Pobrecitos, no se dan cuenta de que las historias sin ellos no tendrían sentido, pero claro está que no gozan de muchos seguidores entre los niños.
Me ha encantado tu cuento y me deja con una sonrisa imaginándome a cada uno de ellos con su queja.
Un beso
Mar

rosa_desastre dijo...

Me reafirmo en mi frase favorita "nada es lo que parece" Asi pues, reunidos los malos, los feos, los deformes, los diferentes, a quejarse frente al espejo queriendo trocar las paginas para no ser, lo que los demas quieren que sean.
¡Que lindo!

Maat dijo...

Estimada Natalí.

Que revoltillo de ideas y recuerdos me han traído tus letras. Me lo he pasado bomba leyéndote y percatándome de las protestas de los personajes de los cuentos. Has tenido una ocurrencia genial como genial es la forma en que lo narras.

Un abrazo.

Maat

El Drac dijo...

Viendo cómo con tanta fluidez has conseguido otros cuentos de los personajes, me pregunto si la piedra angular de los cuentos no son los personajes; que por lo visto de ellos pueden salir, de acuerdo a la genialidad del escritor, nuevas y asombrosas historias.

Un abrazo

Pepe dijo...

Es que cualquier cuento, leido con la debida atención, no deja de ser en el fondo una novela para adultos. Malos muy malos, buenos buenísimos y moralejas o moralinas que se quedan en el insconsciente colectivo de las sociedades. Tu has destacado magistralmente la "bondad" de los malos y la necesidad de su existencia para que por contraposición, el bien destaque con el debido esplendor.
Me ha enganchado tu cuento, Nátali.
Un abrazo.

julian dijo...

La sal de los cuentos o la pimienta siempre la ponen los "malos" sin ellos no habria cuentos, seguro, cuando relees un cuento "infantil" te das cuenta del lado del cual te tienes que situar, yo siempre me situo en la zona oscura, da más juego, es mas divertido, y transgresor je,je.

saludos

Neogeminis dijo...

Querida Natalia!...muy cierto!...sin ellos los cuentos no tendrían ni gracia ni sentido. El bien -por contraste- necesita de ellos para hacer resaltar sus bondades y su presencia entona el interés de los más chicos que se sienten parte de la aventura cunado el bien triunfa y el males castigado al final de cada cuento!...frente a la inocencia, no hay mediastintas, por lo que los malos deben ser malísimos y feos! jajajaa...que si no el mensaje saldría más distorsionado!...jajaja
pobrecitos de ellos quizás relegados a actuar de villanos sin sentimientos por toda la eternidad en los clásicos, pero convengamos que son el ingrediente esencial de todo buen relato!

Excelente aporte el tuyo, Natali, para este jueves de encanto y de cuentos!
=)
Besos.

Susana Peiró dijo...

Había una vez…una niña que miró a los malos, por debajo de las letras. Y los escuchó hablar. Corrió presurosa por lápiz y papel. La justicia cuentística la había elegido, era la cronista oficial, la voz de los indignados.
Su relato fiel llegó a los corazones de los otros niños y a los antros, bosques, castillos, galeones y cuevas, donde los malos esperaban, desde hacía mucho tiempo, la ansiada reivindicación. Y colorín, colorado, Natalí la ha bordado!!!

Grande querida Justiciera y Amiga mía!!! Besos y más besos y otros muchos más para Vos! Que tengas un finde mágico y maravilloso!

El Alma de Venus dijo...

Hola Natalia, que buena tu defensa de los diferentes, malos,y feos.
En los cuentos cumplen un papel muy importante,y en la vida real, por desgracia tambien....Muy bonita tu idea y muy divertido tu cuento.
Besos magicos guapa.

Matices dijo...

Sin los malos muchos cuentos no existirían, y es que en la realidad existe, la envidia, la soberbia, la falta de humildad... que no es mas lo que representan todos estos malvados...

Nos vemos pronto!! ¿venís por Sevilla?
Besos!!

Encarni dijo...

Es cierto que los malos son unos incomprendidos, pero les ha tocado este papel que no quiere nadie, y nadie ha mirado la letra pequeña de estos personajes. Que bueno que te aordaras de todos ellos. De todos modos casi siempre nos acordamos de los malos, no sé por qué.

Un abrazo.

San dijo...

Alguien tenia que hacerle los honores a los malos, sobre todo porque ni los malos son tan malos ni los buenos son tan buenos.
Buena defensa querida amiga.
Besitos cada vez mas cercanos.

ANTIQVA dijo...

Felices aquellos tiempos en que habitaban la tierra monstruos terribles pero ciertamente con capacidad de ternura...

Ahora, los monstruos son totalmente despiadados. Tiempos impios estos, amiga

Un abrazo fuerte

Myriam dijo...

Divertido entrelazamiento d e cuentos y bonito homenaje a Maurice Sendak.

Besos

Teresa Cameselle dijo...

Brillante, divertida y genial reivindicación de los malos malísimos, ¿qué sería de los cuentos sin ellos?
Te cuento que a mi hijo, que lo llevamos a ver "El Rey León" al cine cuando aún no cumplía tres años, siempre le ha encantado Scar, es su personaje favorito de toda la vida.
Llego tarde, Natalia, pero a tiempo de disfrutar y aprender, como siempre, de tu inagotable sabiduría.
Bicos e apertas.

elena clásica dijo...

Un homenaje sentido y hermoso a Maurice Sendak. Seguro que todos estos malos tan tiernos han necesitado mucho consuelo, tú, Natalí querida, se lo has brindado con toda la ternura y la sensibilidad del mundo.

Cuánta magia y fantasía hemos vivido a través de estos "malos", cuánta comprensión hacia ellos en nuestro fuero interno, pues ciertamente simbolizan nuestro lado más vulnerable.

En fin, me descubro, lo he disfrutado mucho y me sumo a tu bellísimo homenaje para un creador tan personal y entrañable.

Besazos, querida Natalí.