9 de diciembre de 2010

Este Jueves un relato- ANIMALES

“Me da rabia, me da dentera !Chirric, chirric!”
__No te pares, sigue__me empujan.

Una fila interminable, caminando una detrás de la otra y aquel peso apestoso, inmenso, viscoso, que sujetamos entre todas. Cuesta arriba una piedra, ese tronquito, esquivar el hierbajo. Cuesta abajo aquel bache fangoso; diez ahogadas y nada, seguimos.
Y ella; “chirric, chirric” tumbada a la sombra sin dar golpe.

“Basta” me digo y abandono la hilera. Sólo se percata la de delante y la que me sigue, pero continúan; una de menos no importa, ni cien ni doscientas.
Con fatigas, sudorosa, asustada por mi proeza inverosímil, voy junto a la cantante !Que susto! resulta ser un macho, y temblorosa le digo:
__Quiero vivir como tú ¿me dejas?__por ser amable le ofrezco la cereza que llevo en la mochila y tras devorarla calla su canción para mirarme. De cerca es gigantesco, tengo miedo pero sonríe al responderme:
__ ¿No te han dicho en el hormiguero que soy gamberro, holgazán y que moriré de frío en invierno por no haber llenado mi despensa? Te pasará lo mismo.
__Eso dicen, pero me parece que es un cuento como repetir que eres cantante femenina, tienes voz de barítono. Tampoco llegaré al invierno, ya soy adulta.
__ ¡Chirric!__canta frotándose la barriga__He vivido más de dos estaciones en túneles bajo tierra bebiendo la savia de los árboles, ahora tengo novia guapa a la que mi canto embelesa !chirric!
__ Qué suerte !Me engañaron, me timaron, me explotaron! No te ofendas pero...¿qué es novia?
__ Mi dulce amada, copulamos__ante mi estupor añade:__ Gozamos, después ella pondrá muchos huevos y...se acabó para ambos. No ha estado mal mi existencia ni la de ella.
__ ¿Puedo quedarme a vuestro lado para ver eso del gozar?
__ Súbete a un tronco porque a lo peor mi novia se enfada, es celosilla. Tómate un respiro.
Les contemplo. Canta muy fuerte el macho, se estremecen se abrazan  y parecen pasarlo bien, es bonito es excitante.
“!Quiero un novio! Moriré cansada de tanto trabajar sin conocer el amor” Eso me digo relajada, tan ricamente, admirando el romance a sabiendas de que ese tema en el hormiguero ni plantearlo siendo obrera, sin alitas de macho breve, y de no nacer reina Madre Suprema, descartado.

Es aceptada la hormiga como amiga de la pareja. El resto del verano estuvieron nadando en la charca, comiendo polen y néctar sin hacer nada más que disfrutar. Luego la hembra puso los huevos y él la miraba arrobado. Una noche llovió y refrescó, no cantaba el macho, pero tampoco estaba triste. Olía a tierra mojada, los tres murieron en paz donde brotaba una seta, la primera del otoño.

CARPE DIEM; es la moraleja de este cuento nada edificante ni moralizante, ni ganas. Otra versión de la fábula que inventó La Fontaine, "didáctico"personaje. Siempre me cayó bien la cigarra. 
____________
Escoger por escoger un animal, después de pensar en felinos, cánidos, bóvidos, sierpes, rapaces, peces...todos bellos en sus dotes, y sin ánimo de ofenderles, me quedo con el, aproximadamente, racional. Ese y esa que de pie anda cual simio, uno o una que, en plan positivo, es capaz de esculpir el David, inventar la sopa de ajo, escribir la Odisea y la Caperucita Roja ¿Os suena?
Ilustracion archivo Internet- Más animalitos en el ZOO de Primavera, donde Gus:    
http://callejamoran.blogspot.com/

40 comentarios:

Fibonacci dijo...

Bonita fábula...me ha encantado...aunque quiero decirte que no es tan necesario el tener pareja...tambien se vive bien sin ella...anidando de vez en cuando en algún nido y viendo la vida tan bonita que tenemos pasar...
¡salve!
Un saludo

Teresa Cameselle. dijo...

Una hormiga muy lista, como también me las imagino. Si total su vida es tan corta (la de todos es tan corta), para qué pasársela trabajando y sufriendo, cuando una puede disfrutar de un buen verano.
Sí tiene moraleja, a tu pesar, pero de las buenas.
Un beso.

LUNA dijo...

Tienes razón Natàli.
Consideraciones filosíficas y literarias aparte, puesto que nos han dado la ocasión de elegir, pues oye, cuanto mejor vida...porque esta vida son dos dias...
Estar tumbado a la bartola, tocando la guitarra, con una novia y una amiga incondicional, a lo mejor con drecho a roce...oye, te aplaudo la elección.

Me apunto.
Ese cuento mi madre se lo contaba a mis hijos cuando pretendía que durmieran la siesta... Enseguida decían: iaia, cuéntanos el cuento de la cigarra...
Y como a mi madre le gustaba una moraleja más que a niño un caramelo, no perdía la ocasión. Y...todos contestos!!!!
Me ha encantado!!!!!
Un petonet.

Celia dijo...

Muy bueno. Buenísimo diría yo tu relato. Y lo considero así, por lo bien escrito que está y sobre todo por la moraleja tan acertada.
¡A vivir que son dos días!.
Un abrazo, amiguina. Seguiré tu sabio consejo...
bueno, la verdad, la verdad, es que ya llevo un tiempo predicando con ea lección tuya.

Ibso dijo...

Que bueno es leerte, aunque sea a ratitos, y cuanto aprendo con vos. Me ha gustado mucho la adaptación tan imaginativa de esta fábula universal.

Un saludo, Ibso.

P.D.: yo también elijo al animal de dos patas.

Stanley Kowalski dijo...

Versionando fábulas son maravillosa!! (Bueno, y en otras cosas también lo sos!) Me gustó mucho!

Jajajajajaja!! No me vas a decir que aprendo rápido con una maestra como vos!!!!! Te dije que te iba a sorprender!
Me alegro mucho que te haya gustado. A Helmut Newton lo conozco y coincido con vos, es fantástico!!

BESOTES HERMOSA Y GRACIAS POR TODO!!!

ANTIQVA dijo...

Muy buena adaptacion, amiga... Uno -en esta cosa de los animales- lleva tiempo prefiriendo a los gatos... Me encanta su independencia y su amor a la libertad, sobre todo desde que alguno de ellos me adoptó...

Un abrazo, Natalia

yonky dijo...

Animal humano tenias que ser para desarrollar esta encantadora fabula que nos exige reflexionar sobre los vaivenes de la vida,de èsta la nuestra.

Reitero,Animal humano tenias que ser,sensible,reflexivo,creativo,capaz de trascender.

cariñitos

Manuel dijo...

Lo mejor.... el impulso de la hormiga para trastocar su destino y tomar las riendas de lo que quiere. Buena voltereta le has dado a la fábula seguro que La Fontaine se ha revuelto en su tumba, jajajajajajaja.
Un beso

IRLANDA dijo...

Me encanta tú versión, es más divertida y gratificante, sin desdeñar en ningún momento a la de La Fontaine.

Pero en este mundo hay de todo , no todo son hormigas, ni todo son cigarras, por eso que una hormiga se revele y que una cigarra nos de su punto de vista, es genial.

Petonets amiga meva

ANTONIO MARTÍN ORTIZ. dijo...

Amiga Natàlia,

Este cuento de la hormiga está bien construido y su lectura se hace amena, porque uno desea llegar al final, para ver qué es lo que pasa.

Yo, la verdad, si tuviera que emular a un animal, preferiría ser león, por eso del Rey de la selva, y, si se trata de emular a los comportamientos animales, prefiero los de las abejas, tan bellamente descritas por Virgilio en el Cuarto Libro de Las Geórgicas.

A mí las abejas de Virgilio me parecen habitantes de una Res Publica, en la que todas son libres, aunque cada una tenga una función, más difícil en unas que en otras.

Las hormigas, tan ahorradoras, me parecen como individuos de la postguerra, o habitantes de un país excesivamente pobre.

Claro, que luego está el refrán: Más vale ser cabeza de ratón, que cola de león.

Yo, para llevar la contraria, prefiero al león, y, por supuesto, si se trata de seres laboriosos, pues eso, las abejas de Virgilio.

Un abrazo, Querida Natàlia, no a lo hormiguero, sino a lo apícola o a lo león.

Antonio

Medea dijo...

Mi querida gata, gatita mimosa, libre gaviota de grácil vuelo, fiera leona de sinuosos andares tras tu presa...¡¡Me has sorprendido!! Eres imprevisible amiga ¿¿una hormiga?? bueno, bueno pues nada una hormiga, al menos una hormiga lista para saber lo que quiere, una hormiga que quiere ser cigarra y abandona su hilera para ser feliz, será corto pero será intenso y será feliz ¿para qué estar aquí si no nos procuramos la felicidad sea cual sea su forma? da igual lo que seas pero sé feliz. Me ha encantado tu forma de ver el cuento, me ha gustado más esta versión que la original y sobre todo tu manera de contarlo. besito, petonet, bico

SUSANA dijo...

Es bella tu versión, y también muy aguda la perspectiva! Apenas comencé a leerte, me vino a la mente "Antz" (hormiguitas) una peli que me fascinò!

Qué gusto me da, estar con Vos y tus letras! Muchas Gracias! Besitooooossssss Natàlia!!!

Mar dijo...

Mi querida Natalí,
qué diferente te he encontrado en esta entrada... No sé, te he visto fresca, ligera, graciosa... No sé me ha sonado diferente a Natalí. Y, me ha gustado y me he sonreído viendo a la hormiguita enviando el curro a tomar viento y aprendiendo a gozar.
En cuanto al comentario añadido sobre el animal que tú y yo sabemos, estoy de acuerdo... pero ese no era el juego, señorita.
Petons saladets.

Verónica Marsá dijo...

Me gusta. Me viene a la mente el sonido del verano que comienza en las tardes aplastantes y bochornosas de agosto en mi pino... Se oye un suave ric, ric, riiiic, y va subiendo el tono riiiicRIIIC, CRIIIIIIIIII, CRIIIIIIC!!!! Hasta que se te mete en el tímpano, aprietas la mandíbula y te vibran hasta las pestañas, sobre todo si es hora de la siesta!

Delicadas hormiguitas, trabajadoras ellas en mi despensa... entrando por entre los azulejos y haciendo caminitos kilométricos del patio al interior ¡Qué bucólicas especies! ¡Ditos bichos!

Muy buena la interpretación de diseño, si señora. Ni adoctrinadora ni evasiva, bravo por mi amiga! Dos hurras!

Besito, templá!

maria jose moreno dijo...

Fijate diosa gatua que yo te imaginaba como una ronroneante gata de largo y suave pelo, arisca según el momento y con quién, pero fiel de los suyos al lado de los que cobija...jajaja y mira por donde tenemos a una hormiga zalamera y trabajadora que quiere vivir el día a día con un novio que no encuentra...me gusta esta fábula.
Un besazo guapa

elena clásica dijo...

¡Qué bonito! ¡Qué lírico!

Pues no estoy de acuerdo, yo creo que sí lo es: moralizante, edificante, absolutamente didáctico. ¿Se nos olvida a veces la misión más importante de nuestras vidas? El don del gozo, de la alegría, del amor, ¿malversarlo? Cuando nos son encomendadas las cuerdas místicas de la existencia, de bien nacidos es ser agradecidos, y la vida puede ser un regalo tan hermoso como el balance de la vida después de haber gozado con una bella novia o un apuesto novio, como el que desea la divina hormiga.
Por otro lado, he aquí un cuento en defensa del proletariado y de las clases explotadas, toda una declaración de principios: "quiero un novio... a sabiendas de que ese tema en el hormiguero ni plantearlo siendo obrera". Pero la perspicaz hormiga toma las riendas de su vida, su elección. Al fin de la muerte no se iban a salvar, quizás solo los tres supieron burlarla.

Me ha encantado, un cuentito dulce, entrañable, apasionado. Me hago fan de la hormiga, ¡ya está!

Precioso, Natalì, qué dulce eres.
Un gran abrazo, amiga escritora.

Mary dijo...

Las hormigas!!! siempre me han llamado la atención, me dan intriga y me gustan mucho a pesar de ser pequeños insectos!!! Pobres hormigas que trabajan todo el día jeje Me gusto mucho tu relato de las pequeñas amigas trabajadoras!!! Besote!!!

CAS dijo...

Y aunque el trabajo el salud, también saludable es vivir la vida desde sus placeres... Disfrutar el hoy, está clarísimo y más claro cuanto más años se tiene. Por fin una moraleja que vale la pena!!! jjajaa y no como las que nos enseñaban cuando eramos chicos, que así estuvimos años como la pobre hormiga, hasta descubrir con quien compartir nuestra cereza. Y para aprender de esas alegorías estamos nosotros, los que vamos en dos patas y si usamos la cabeza en forma conveniente y el corazón como corresponde, valdrá la pena que hayamos sido dotados de algunas otras cualidades que nos ubican más alto en la escala animal.
Un relato sabroso, gracioso, tierno y con enseñanza. Escrito como los dioses, hoy no tan griegos, pero siempre con maestría: es que esas cualidades no se pierden, por el contrario se desarrolan.
Un beso, no hablo más y me voy cantando bajito: chirric, chirric.... chirric, chirric....

Pedro Ojeda Escudero. dijo...

A mí también. No se dice en la fábula, pero la hormiga también murió de frío un día después que la cigarra y sin haber disfrutado de la vida.

gustavo dijo...

leí tu mail...vale, luego te responderé allá..
pero ahora he de contarte esto...¡sabes, natalí? me ha estado recordando todo el tiempo este jueves tuyo a...espera que ahora yo me recuerde del título, que esa es otra...creo que es el 1984 de orwell, o como se escriba...recuerdo que había animales, recuerdo que a esos animales un día se les ponía un cartel, otro otro que negaba el anterior...vamos, que se les engañaba como a pardillos. lo peor es que ellos aceptaban esos mandatos que un día decían hoy ustedes son buenos, por ejemplo, para mañana decir hoy ustedes son medio buenos...recuerdo que al fin y al cabo era la negación de la libertad...así esa hormiguita trabajadora, que vive bajo los efectos de unas "costumbres", bajo los efectos de una sedación...menos mal que de vez en cuando alguna se da cuenta de que hay algo más que la vida de sufrimiento. ¿sabes, natalí?, en el fondo con que tan sólo una hormiga disfrute y, por lo tanto, se despierte a la vida ya es MUCHO...es una esperanza, es un horado por el cual quizá otras muchas puedan escapar a esa "prisión" bajo la que inconscientemente viven...
YO QUIERO VIVIR EN EL PURO HEDONISMOOOO¡¡¡¡
me voy a ecvhar un polvo y a que me lo echen...jajaja...
en realidad, me voy a ver a la doctora yolanda, a que me confirme la baja...lo que hay, es lo que hay...
besos, natali.

Stanley Kowalski dijo...

Gracias hermosa!! Y sí, soy muy feliz con Liza y la amo! Además tengo la fortuna de conocerla personalmente!! Qué más puedo pedir?

BESOTES GUAPA Y BUEN FINDE!!

Pepe dijo...

Si el trabajo es salud, ... viva la tuberculosis. Eso es lo que ha debido de pensar la hormiga de tu cuento. Me gusta ese espíritu rompedor, ese ir contracorriente, ese querer conocer una vida que se le hurta por mor de las obligaciones sociales de trabajar continuamente por el bien del hormiguero. Trabajar para vivir, si. Vivir para trabajar, como que no.
Un abrazo.

Isabel Romana dijo...

Alabo el gusto a la hormiga. Y, aunque sea como mirona, al menos ha disfrutado de algo del amor. Y ha sabido rectificar a tiempo y gozar también de la vida, de pensar por sí misma y en sí misma. Me encantan tus irreverencias, natàlia, eres genial.

Natàlia Tàrraco dijo...

AMIGOS Y AMIGAS, GRACIAS POR CADA UNO DE VUESTROS COMENTARIOS ESTIMULANTES, ORIGINALES Y, SOBRA DECIRLO, PERSONALES. Una gozada esto de los blogs !Ave! a todos y todas de parte de la hormiga y del "cigarro" y la cigarra, un triplete, un triángulo vital, en todos los sentidos.

AMIGA ISABEL, PUES SÍ, NO CABE TRANSGREDIR PORQUE SÍ, HAY QUE HACERLO CON FUNDAMENTO, BAJO MI PARECER, AQUEL QUE CONDUCE AL CARPE DIEM. Permíteme decirte que no dejo claro si la hormiga se quedó sólo de contempativa o mirona, noooo !vivan las mezclas y las irreverencias! eso creo que sucedió. Besitooo patricia

STANLEY, el hedonismo, el vivismo por decirlo a mi manera es la única manera de vivir sin fenecer en el camino. Viva LIZA y viva tú, que vas por ese sendero, no todo son rosas, pero las que hay, debemos admiraralas pétalo a pétalo, que las espinas se dan por admitidas.

PEPE, eso exactamente, vivir para vivir, al cara..el trabajo a destajo, como redención, estigma, como redíl. Te aseguro que la hormiga se puso al día en eso de la vida, aunque fuera por poco tiempo, le mereció la pena. Besitoooo vividor. A las fábulas moralizantes para "educar", hay que sacarles la máscara y explicarlas de una forma absolutamente alegre.
Besoooo, a ver qué sorpresa me espera en tu blog exquisito.

GUSSSS animalito querido, tú sí que sabes del tema vividencial, lo esencial...pa qué decirte. Maragatooo aquí lo confieso, miauuuuu, gatuna soy con botas. Besos, ya sabes, CINCO.

PEDRO, NOOOO, y NOOO, la que escribe el cuento soy yo, y te digo que esa fábula acabo en triángulo TOTAL. Lo dejo al gusto y piensa bien (mal se diría) y acertarás, murió mi hormiguita habiendo desdicho lo del La Fontaine, de puro gustirrinin vital. !Viva la olla podrida!

CAAASSS, moraleja buena, sarna con gustooo no pica, pregúntale a la hormiga. Los dioses griegos me pintan algo, pero a la fin, poco pintan en lo de la vida nuestra del cada día. Chirric, chirric, cantó la hormiga, con voz femenina. Los pensantes de dos patas inventamos el cuento para domesticar o lo contrario. !Viva lo contrario y viva tú, amiga dulcísima!

MARY, bienvenida siempre. !Pobres hormigas! trabajadoras, dirigidas, engañadas, diligentes obreras, en fila... Y una se sale de la fila...horror !qué desastre en el hormiguero! ¿Y si se les ocurre a todas hacer lo mismo? El hormigo o la hormiga reina se lo preguntan. No hay peligro, pero...ahí queda el ejemplo de esa.
Besitoooo fuera del hormiguero, más o menos.

ELENA exquisita amiga, ni más ni menos, en cada una de tus palabras, me reflejo. Nos conocemos, èvoe, carpe diem. Sabes que los cuentos pueden tener varias versiones y siempre hay que leer cuentos, de hoy y de siempre. Besoos, nos vemos.

MARÍA JOSÉ, no dimito de gatuna miauuu, jamás y araño o ronroneo, depende. Pero he querido mirar para otro lado, el lado de la realidad, por más cuento que suene. Moraleja, queda clara, crape diem, amiga, gusanira reencarnada, nunca se sabe, o diosa olímpica, así te veo.

VERO, cada bicho tiene sus pegas, incluso el humano. Soportemos a las hormigas mirando vivir al estilo de las cigarras, si ello es posible. Direco a la moraleja, ni evasivas ni cuentos chinos, la doctrina ya sabes a cargo de quien ha corrido, el La Fontaine, por ejemplo. !Ditos bichos! T'estimo BEN TEMPLÀ.

MAR, a la larga no podemos fugarnos de eso bicho de dos patas, lo llevamos en la sangre. Y no sé por què dices que suena otro estilo, de vez en cuando escribo a la tun tun, probando, probandooo varios registros, seguro, lo juro. Bufen vent propícis, aixó serà. Petonets al osito, nos vemos.

SUSANA, en tu cueva me quedo, cómoda y alerta. Corren corrientes diversas, se agradece. Pero a las hormiguitas de esa magnífica peli, bajo mi parecer, les faltó echar una canita al aire total como hace la mía. Besitooos fuera del hormiguero, nos vemos y nos leemos.

Natàlia Tàrraco dijo...

ANTONIO exquisito, por refranes que no quede. Cada animalito el suyo desde...uf. Soy felinesca de entrada, pero en esta entrada quise romper una lanza a favor de lo mínimo, el insecto. La moraleja edificante, Esopo, Samaniego, La Fontaine, estaba pensada para que las hormiguitas no se creyeran leones. MI particular hormiguita rompe el molde, de ahorradora sumisa pasa directo al CARPE DDIEM !viva Horacio! todo puede ser en ficción y podemos desde ella, volver del revés aquello que parecía dado. Las abejas de Virgilio formaban una RES PÚBLICA verdadera, ¿eso crees? No lo tengo tan claro, hormigas y abejas, más o menos, a la tarea, a la norma, y sin discrepar, genéticamente. ¿Una república proletária? Me haces dudar. !Salve amigo!

IRLANDA, a los moralistas los hemos tragado como modelo, yo doy otra versión, otro modelo que no me invento yo, desde luego. Para mí lo gratificante es mejor que lo edificante. Han hablado mucho los jefes de las hormigas, me gusta dejar hablar y vivir a las cigarras y a las, o a la, díscola hormiga. De todo hay en la viña terrestre, por suerte. Besitoos disparando una foto de cigarra gandula.

MANUEL, !salve! eso me gustaría que se revolviera en la tumba, él y unos cuantos más. Tanto poder no tengo, pero Chirric, chirri, canta la cigarra, a ver quien la hace callar, que, haberlas, haylas. Besooo cariñoso.

YONKY amigo, hay que ser humana para escribir sobre hormigas y cigarras, pero valga la similitud, que a veces nos confunde. Lo que tiene el escribir sobre quienes no pueden leernos. Gracias, muchos cariños.

ANTIQVUA, convertirme en gata era lo previsible, tengo dos, son mis amigos, o permiten que sea amiga suya, ya los conoces. Intenté variar el registro de la moraleja, va a parar a una muy vieja CARPE DIEM. Besitooo gatoníl.

IBSO, bienvenido, intenté darle la vuelta a la fábula ráncia, universal, por jugar a los bichitos, esos tan cercanos y por darme el gusto de cambiar argumentos. Besito.

CELIA, en eso procuro aplicarme, !son dos días! Buenooo, pongamos cuatro. Besito de cigarra solidaria y amiga y otro de la hormiga díscola.

LUNA, ese cuento me lo tragué en versión original sin subtítulos, yo, amiga, le he puesto los míos. Estamos en las mismas, a vivir lo que se pueda. Beso de mar a mar, de charca a charca, de hormiga revoltosa a cigarra gandulita.

TERESA, amiga, dejé claro que la MORALEJA es carpe diem. Existen moralejas en muchas versiones, me apunto a esa del disfrutar el verano por corto que sea. Bico, petons.

FIBO, te equivovas ¿dónde dice que viven en pareja? Se trata de un triángulo muy bien montado en todos los sentidos, creo, o supungo, no estaba. !Aveee!

AÑADO, PERDÓN POR LAS ERRATAS, SE ESCAPAN AL RESPONDER A CADA CUAL, DISCULPAS.

Gastón D. Avale dijo...

falte yo...vine último, así que de postre para este viernes... es que son tantos a veces los relatos...que me voy perdiendo a veces de algunos... pero a decir verdad la hormiga me encantó...hasta por un momento pensé que eran grillos eh...ahora se me antoja escribir sobre ellos... me inspiraste. un beso!

Maat dijo...

Hola, Natalí.

Me ha gustado especialmente este cuento. No es la forma en que acostumbras a escribir, lo cual me ha sorprendido agradablemente. Aunque el final es un poco triste, que les quiten "lo bailao".

Me ha parecido "de fábula" que esa hormiga decidiera abandonar la fila en la que no había tenido ni tiempo de aprender lo que era gozar. Muy bueno.

Te dejo un abrazo.

Maat

Nusa dijo...

Un cuento provocador, anima a contravenir normas. Me encanta que hayas escogido a un animal social y organizado, predeterminado a cumplir su misión, misión que se olvida en cuanto la libertad y el placer hacen su aparición.
Me encanta también que pensaras en otros animales, sociales o no, predeterminados o no...

Si las personas somos a veces (o muchas veces) como hormigas, bueno es contarles cuentos como éste a las personitas.
Besos :)

Juan Carlos dijo...

Hola Natalia, no se si es que estoy algo melancólico, pero me ha venido esa trsiteza por el animal castrado, sea esa hormiguita el lobo gregario.
Me quedo con esa ruptura con el destino y brindo por la felicidad de la hormiguita, con sus amigos, en esos meses de verdadera vida.
Besos y nos leemos.

ANTONIO MARTÍN ORTIZ. dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
ANTONIO MARTÍN ORTIZ. dijo...

Amiga Natàlia Tàrraco,


Veo que estás al tanto de todo, y que el Arte en general te apasiona, especialmente el relacionado con los Mitos Clásicos. Te agradezco el enorme interés que pones en todo lo que haces y, particularmente, lo referente a mi espacio y mi persona. Como creo que te pueden interesar, te dejo unas páginas WEB que, si no las conoces, seguro que te gustarán.


Un gran beso para mi gran amiga Natàlia,


Antonio


Olga’s Gallery

Olga's Gallery: Ancient Greek and Roman Myths Index

alfredo dijo...

Curiosa, la curiosa hormiga y como le cambio la vida por cruzarse con la barítono del "Chirric, chirric".

Una posibilidad, que... ¿y porqué no? no tenía derecho al goce aquel laborioso animal, sólo era cuestión de encontrar novio, y si el vago bicho cantante lo tenía... ¿porqué no ella, tan formal y abierta a nuevas aventuras.

No importa el tamaño, hasta los más insignificantes quieren satisfacer sus deseos.
En eso no hay diferencias, la hormiga podría ser perfectamente uno de nosotros.

Besos.

Natàlia Tàrraco dijo...

ALFREDO...noooo, no te sabes la fabula según los cánones. Imposible que la laboriosa hormiga encontrara novio, sólo la reina y para reproducción de la especie, !no malpienses!. Así que ella buscó fuera lo que no tenía en el hormiguero (horror, que no cunda el ejemplo diría La Fontaine o Samaniego) Te digo que queda, más o menos admitida la aventura de la hormiga en todos los sentidos, trío seguro, eso creo. Escuchó la tonada del vago y se tiró...a la bartola. Así tamabién somos las hormigas, pocas, conste que queda mal visto. Besoooo curioso, tú me entiendes, hormigooo, hormiga, cigarra???

ANTONIO, de nuevo gracias por tus desvelos, voy a por esa entrada, me suena cual cántico de cigarra.

JUAN CARLOS, arriba el ánimo, castradas o asexuadas hormigas, o teledirigidas o atontadas o laboriosas, NO TODAAAS A CIEGAS. Chirric, chirric, si te contara la hormiga, el cigarro y la cigarra. Brindo por tí y por el hormiguero revoltoso.

NUSA voy al tópico, jejeje, las normas están para saltárselas, algunas, seguro, y faltaría dictar otras de común acuerdo, claro.
Besito de personita cigarra a otra.

MAAT, otra que tal. Amiga del alma, que a veces escribo asín, a lo tonto (casi siempre en el plan que sea) Me gusta probar registros, me divierte cual hormiga sandunguera o cual cigarra gamberra. Besitoooooos gozosos a poder ser

GASTÓN, a por los grillos CRIC CRIC, que no chirric, chirric, no confundamos cantautores. Esperaré tu concierto bajo la luna estival austral.

Tésalo dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Tésalo dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Tésalo dijo...

Algunas veces, ya me ha ocurrido. He deseado fervientemente haber pasado siguiendo esos eventos de estos amigos, sin que me encuentre en mi camino ni una china.

Tésalo

Natàlia Tàrraco dijo...

TÈSALO, amigo, mira bien el caminito, fíjate, veo una hormiga, veo dos cigarras, veooo a una amiga, un amigo, a más, a una de de nombre...besitooos.
Voy tan despistada que a veces tampoco veo nada, ni una china ni una sueca.

Nieves Hidalgo dijo...

Es verdad, Natàlia, no hay nada más trsite que morir sin conocer el amor.
Me ha encantado esta entrada. Y el dibujo.
Qué triste el final, ¿verdad? pero así es la vida.
Gracias por hacerme sonreir leyéndote.

Muchos besos

Pepi dijo...

Aunque iba con prisas, me quedé a leer tu versión de la cigarra, me encantó, ya está bien, tantos años diciendo que es una gandula. Si la cigarra te lee, se llevará una alegría, digo, y la hormiga otra. Besitos.