31 de octubre de 2010

HALLOBLOGWEEN

Lo dejé muy claro en la reunión de la comunidad de vecinos:
__Me voy, abandono el piso !no hay quien os aguante!
Estaba hasta los pelos de esa gente.

En el sótano el Conde estirado pasaba de todo, de día durmiendo en el ataúd, de noche juergas lujuriosas y gemidos, siempre dejando la entrada perdida de sangre, sin pasar el “mocho” !jamás! per sécula seculorum. En el segundo, el Jason de Texas y el Freddy se tiraban las mañanas probando la motosierra: “!!Brrrrm, brmmmmm!! "o afilando las  uñitas "Ziiiis Zaaaaas", aquel sonido me taladraba los sesos. En el tercero uno de Boston practicaba estrangulando gatos callejeros, ¡marramiauuu! En el ático de la Brujis no había sábado sin aquelarre, pócimas, lagartijas, tarántulas o sapos huyendo del puchero, sin contar la fila de escobas en el descansillo, no para barrer ¡que va!
__ Ogra Elsa, si me lo permites me quedaré tu piso, es holgado y al ser dos...__ Eso dijo el Dr. Jekyll en la reunión, hombre fino, y nos miramos divertidos, porque era uno con dos personalidades, menudo resultaba, él mismo, como Mr. Hyde.


Me largué a la mañana siguiente, ansiaba respirar aire puro.
La propiedad en el campo que mi padre; el Hombre del Saco, me dejó en herencia, iría de perilla. Jejeje, digo perilla porque me sale un poco, las cejas las tengo pobladas y por más que las depile crecen a los diez segundos, me acepto tal como soy, pelirroja y regordeta.
Allí me instalé feliz con mis cosas y mis libros, sin embargo pronto me abatió la rutina de la existencia repetitiva, a saber:
Cada noche los Muertos Vivientes pasan a tomar un cafelito antes de ir a lo suyo, ni con las galletitas que siempre les adjunto, se quedan hartos, los pobrecillos, son aburridos, quejicas. El Hombre Lobo aúlla sólo en luna llena, con luz solar me ayuda en el huerto donde planto anémonas, cardos, mandrágoras, pepinillos del diablo, atropa belladona, adormideras.  Es un encanto, no obstante me pone la alfombra perdida de pelos, habla poco, ladra más.
Así las cosas ni la visita de la Santa Compaña me distraía, ni la de la Mosca zumbona o la Momia con sus leyendas egípcias, me consolaban.


Pero mi vida cambió hace unos meses, justo en la dichosa fiesta del HALLOBLOGWEEN convocada, al parecer, por unos blogueros locos, amantes de la calabaza. Tanto da, no tengo ordenador.
Estaba en el bosque del Camposanto recolectando amanitas y trompetas de la muerte cuando me topé con el hombre de mi vida. Alto, dos metros, moreno, ancho de espaldas, mirada soñadora y despistada, manos inmensas. Iba como perdido ¡tan grande y parecía un niño! Lo llevé a mi casa.
Hicimos el amor con energía monstruosa y estuvo a punto de aplastarme, pero enseguida se disculpó con un gruñido, casi era mudo, !todo pasión!
Nos pasábamos las tardes cerca de la chimenea, fuera nevaba y yo le leía algo de Poe, de Lovecraft, Bram Stoker, el “Infierno” del Dante o a la Mary Shelley:
__ Esta señora es tu mamá__ le repito. Pero nunca quiere oír hablar de la escritora, menos aún de aquel que lo creó dándole nombre, le tiene tirria. Prefiere la poesía y se embelesa con “Las flores del mal”, es muy sensible mi chico.
Esta primavera ha aprendido a leer y a escribir, habla con mayor fluidez y cuando va al lago me trae regalitos. “La margarita se la quité a la niña que está dentro del agua”, me ha dicho con carita ingenua. Hasta hace amistad con niños, mi plato preferido. Antes de dormir le curo los puntos de sutura y le aprieto los tornillos, nunca se queja y me besa, llamándome, zalamero:
__ Dulce Elsa, eres mi ogra, novia de Frankenstein.
Ilustración que hice para un cuento de "ogras"
Pequeño homenaje al delicado film: "La novia de Frankenstein" de J. Whale, 1935, y a la terriblemente bella;  Elsa Lanchester.
__________________
Más miedos y horrores y tembleques donde Teresa: http://teresacameselle.blogspot.com/2010/10/comienza-el-halloblogween.html

29 comentarios:

mariajesusparadela dijo...

Nunca los había visto a todos en el mismo relato. Hasta que apareciste tu, la especialista.
(si lo hubieras hecho mal te hubiera llamado especiatonta)

Medea dijo...

Jajaja me parrrrto Natália. Dan ganas de reunirse con todos ellos a jugar al parchís...¡¡angelitos!! Si parecen inofensivos, tas que te sales ¡¡que imaginación!! Te esperé anoche jajaja pero desde luego ha merecido la pena. Siempre me sorprendes. Bicos,besos,osculos,achuchones y lo que quieras

alfredo dijo...

Y colorín, colorado, este multicuento a empezado.

No hay nada como dejar las malas y salvajes compañías, pera acabar encontrando la felicidad, ya lo decía Palito Ortega: "Antes nunca estuve, así de enamorado.. La felicidad, ja, ja, ja"

Me falta ubicar lo de las perdices, si ella comía niños y él 3 en 1, quiere decir que algo de nosotros tenían.

¿Cómo no iban a tenerlo si han salido de esa cabezota tan rica en ingenio y matices que es la tuya?.

Besos

Javier D dijo...

Hola Natália,
joo.. pues no sé qué decirte, che.. si la comparo con mi comunidad de vecinos, no tengo duda alguna.. !me quedo con esta otra comunidad multicriatural!.. ejej.. al menos estos, parecen tener unas más que convincentes razones para hacer y comportarse como lo hacen, che.. eso por no decir que, evidentemente, !son mucho más divertidos!.. ejej..

Ahora bien, ya teniendo en cuenta que encontraste a tu hombre ideal.. ahí, ni se me ocurre poner pega alguna (sobre todo teniendo en cuenta su aficción por los nenes como yo.. ejejej)..
Y es que en estos casos, siempre se agradece un poco de intimidad.. !y menos comunidad vecinal!, che..(por muy loable que esta sea.. ejej)

Un abrazo

maria jose moreno dijo...

Me ha encantado cómo llevas a todos los personajes clasicos de este día a un lugar común. Eres una maesta Natalia. Los pones tan humanos y a nuestro nivel que no dan miedo..jajaja
He disfrutado con tu relato
Un besazo

MAR SOLANA dijo...

Jejeje... ¡Me encanta!

En lugar de miedo, Natália, me has sacado una radiante sonrisilla.

Entrañables recuerdos, no has olvidado a ningún monstruito, ¡ay, Elsa, Elsa, ogra panocha y concienzuda ;)!

Lo que no sabía yo es que los vampiros también usaran el mocho, deberían pasar el "vampirizador", jajajaja.

Hallobesitosween, galleguiña :)

Fibonacci dijo...

El pouporri de estos elementos me ha encantado, verlos ahi todos juntos me ha recordado la peli scarey movie,me ha encantado.
un saludo

Primavera dijo...

Ohh todos reunionido en la comunidad de vecinos, que miedo mas terrorifico estan incluidos los que me hicieron la vida imposible de niña...espeluznante..
Genial relato como siempre.
Primavera

Neogeminis dijo...

Siempre he pensado que la mejor manera de desmoronar la imagen despiadada de cualquier monstruo es mostrarlo con rastros de humanidad!!!!!jajjajaja...qué mejor recurso que el darnos a conocer la parte romántica del asunto! jajjajaa...muy bueno Natalia!

Un abrazo.

El Drac dijo...

Pues yo opino que se debe tener mucha pasión embalsada para hacer el amor con un mounsruo u una "ogra" jajaja (aunque yo sí lo haría con una ogra ¡¡quiero que me destronquen!!jajaja) Un abrazo linda entrada.

Felisa Moreno dijo...

Estos monstruos derrochan ternura, sólo tú podrías dársela, acompañada de un toque de humor. Un abrazo.

Pepe dijo...

Has llevado a todos los monstruos a un plano "doméstico" y de andar por casa sencillamente encantador. Dan ganas de hacerles mimitos y todo.
Reducir nuestros míticos monstruos a la normalidad, es una magnífica manera de superar nuestros íntimos terrores. Ojalá no se enfaden por esa trivialización.
Un abrazo.

Maribel dijo...

Divino, me ha encantado, jajaja. Lo he disfrutado de principio a fin, super original. Felicidades.
Un saludo.

XoseAntón dijo...

Jajaja, eres genial, Natalía, una monstrua del terror. Anda que juntarlos a todos y, en vez de asustarnos, lo que has conseguido es hacernos reír...

Amiga querida, mi gallega de Andorra con acento catalán, os echamos de menos. Bikiños

ANTIQVA PHOTOBLOG dijo...

Siempre pensé que Fran era un buen chico... Veo que lo confirmas ahora... Magnifico...

Ya me lo presentarás, amiga, ya me lo presentarás...

Un abrazo doble, Mujer del Saco...

Verónica Marsá dijo...

Y así, entre sangres y coágulos, aullidos y lamentos, vivieron felices por toda la eternidad. Cuatro niños a la semana y un poco de aceite para los tornillos era la cena más romántica de aquel terrorífico cosmos.

Con los huesos tiernos de un recién nacido, los esqueletos preparan el cocido...
Con el agua sucia de lavar los pies, los esqueletos preparan el café...
Tumba, tumba, tumbambá.
Tumba, tumba, tumbambá.

Auuuuuuuuuu!

CAS dijo...

Un disfrute y eso que los personajes no son ningún de mi gusto.... bueno salvo ese que hace el amor con energía monstruosa.... jajaja
Mis congratulaciones respetuosas por sus letras como siempre y por la ilustración.
Besotesssss negros y naranjas.

Teresa Cameselle. dijo...

Plas, plas, plas. Aplausos mudos, como tu monstruo al principio. Magnífico relato, los has mezclado y bien mezclado a todos los que cuentan en el mundo del miedo. La comunidad terrorífica, el bosque encantado, y esa ogra haciéndole carantoñas al tornillos. Magnífico.
Un beso, cuentista.

Juan Carlos dijo...

Me encanta la idea de la comunidad de vecinos de monstruos y la referencia a Jekyll genial.
Una suerte haber tenido esta semana programa doble de relatos en Imaginar.
Un beso.

Mari Carmen dijo...

Hizo bien en largarse de aquella jaula de grillos, además, si no lo hubiera hecho, no habría encontrado al amor de su vida... qué tierno... :)

Jajaja, me ha encantado tu relato, Natalí. Ah, y el grabado es precioso :)

Un abrazo

rosa_desastre dijo...

Todos los miedos a tiro de piedra, o lo que es lo mismo a renglón seguido. Eres una "monstrua" escribiendo. Le hago una reverencia, Maestra, aunque se me desencajen todos los huesos.
Muaaaakkssssss

elena clásica dijo...

Vaya comunidad de vecinos tan particular: hay que ver que la mononotonía también puede hacer mellar en los seres sobrenaturales. Pero qué encantador el hombre lobo...

Lo del trajín nocturno es lo que desquicia al más pintado, aunque después de encontrar al hombre de tu vida, bella ogrita, seguro que no oyes tanto los rumores exteriores. Buenas curas le haces a tu entrañable chico.

Qué bonito cuenta de ogritas, ¡preciosísima pintura también!

Besazos, querida Natalí.

Nusa dijo...

jajaja Natalí, me encanta. Y me surge una pregunta: ¿el cuarto de las ratas dónde está?

Gracias por dibujarnos la entrañable estampa en la que a tu chico le curas los puntos y le aprietas los tornillos. ¡Viva Eros!

Muaksss :)

Pedro Ojeda Escudero. dijo...

Qué divertida forma de disfrutar este día. Al final va a ser verdad que los blogs nos volverán locos...

Maat dijo...

Hola, Natalía.

No veas lo que llevo reído leyendo tu relato. ¡Menuda comunidad de vecinos! Como para ir a pedir una tacita de azúcar...

Lo de pasar del bosque del Campo Santo a la cama en un pis pas debe tener su puntito...Jajaja

Genial relato, Natalí.

Un abrazo.

Maat

Myriam dijo...

jajajajjaa muy ivertido este pupurri... y hasta Frankesntaein tieen derecho a enamorarse... jejeje (la Ogra también...)

Amber lake dijo...

Si hasta los monstruos tienen su corazoncito.
Muy divertido, Natàlia.

Nieves dijo...

jajaja. Y yo que he apagado la luz y todo pensando que se me iban a poner los pelos de punta.
Estupendo.
Y la ilustración de "Ogras" me ha recordado el inicio de nuestra amistad.

Besoooooooooooos

gustavo dijo...

tienes mas registros, natali, que el viento que azota mi pueblo...este puede venir de san pedro, de pinilla, de belver de los montes..incluso puede venir de sus medios...y tu,aun asi, le ganas...si es que le manda cullons...
ahora vas y te sacas de la manga toda esta ralea de monstruos y de escritores romanticos ...
hala, como que no quiere la cosa, has sacado a la palestra del jaloguin este a los mas famosos delos que dan miedo...lo jodido de ello es que ademas los has sacado con humor e ironia...y mira que es dificil mezclar el miedo con el huos..pues va la natali de los cataplines y hala, hace mezcla, pero una mezcla cojonnudisimaaaa...asi no juego, natali...cuando rozas la perfecion, como que no juego, la envidia me atrapa, la envidia sana, claro....
mil besos, napolitana mia.