14 de abril de 2010

El JUEVES un relato: "LAS VERDADES"

__Te esperaba amo joven.

Estaba sentada en una silla de mimbre, su expresión era de duermevela, sin embargo, como la mayoría de ancianas, escenificaba una actitud engañosa porque advirtió la presencia de Quinto en el acto.
El sol daba de lleno en el atrio del peristilo, calentaba y ella era una gata vieja ronroneando bajo aquel calorcillo. Pelaba guisantes de forma automática, las bolitas verdes, como en un juego, rodaban saltarinas hasta un cesto.

__ Sin la peluca, los harapos y la joroba falsa se te ve mejor__ dijo el muchacho con la vista puesta en el jardín moteado de flores, oloroso, cantarín por los jilgueros, líquido por el profundo estanque lleno de pececillos y renacuajos, el mismo en el que Quinto se cayó a los nueve años, lo cual le vino bien para aprender a nadar.

Sentado en el peldaño que separaba el porche de la gravilla y sin mirar a la anciana, de espaldas a ella, dijo:
__ ¿Me contarás toda la verdad?
__ Si__ Quinto notaba que se movía porque los mimbres crujieron.
__ Conocí a Xarina por casualidad. Una mañana ella se presentó en el negocio de tu padre con la intención de comprar material de escritura, ya sabes que es la escriba en el templo de Maya…__ el joven permanecía callado, alerta, disimulando lo que pensaba; “¿vas a decirme a mí que esa bruja escribe?”__ Yo estaba presente para ofrecer a tu padre los informes semanales sobre tus actividades. Salimos juntas y me simpatizó, nunca había visto una chica con tanto desparpajo, decidida y muy bonita. Todos levantaron la vista para contemplarla boquiabiertos y tu padre les llamó la atención con ímpetus !era Plutón!…
__! Ahórrate los detalles!
__Charlamos andando entre la gente, de pasada le conté que vivía en la Suburra para espiar al hijo del amo. Enseguida se puso tiesa, es muy curiosilla__ la risa de la vieja acabó por enervar a Quinto, pero se aguantó las ganas de soltar una palabrota__ Era la hora del tentempié, me propuso invitarme y entramos en una taberna cerca de la Basílica Emilia, yo notaba el frío en los huesos, pedí sopa…buena, de verduritas...__ahora el muchacho se volvió y sus pupilas azules despidieron chispas. Tanta descripción y las pausas, lo sacaban de quicio__ De un tema fuimos al otro, lo mismo que avecillas picoteando migas.  Me sonsacaba hábilmente y dado que casi siempre estoy sola como la luna, solté la lengua y le expliqué cosas de ti. Ella se iba animando, incluso llegó a dar un salto cuando le conté que escribías un diario desde niño. Batió palmas al oír que yo…perdona amo, te encontraba a faltar y temía por tu vida mientras estuviste en la horrenda Dacia...pues como decía; al escuchar que había leído tu diario para consolarme de tu ausencia, me pidió que se lo pasase. Lo tenías escondido bajo un fragmento de mosaico descascarillado, adorable niño ingenuo. El otro, el que escribiste en la guerra y de vuelta hasta hoy, lo depositas en el armario del apartamento sin ninguna prevención. Al día siguiente le entregué ambos escritos, en total cinco rollos.
__Ya sé cuanto suma el montante del robo. ¿Por qué ese interés hacía mí? !por las Furias! que no lo comprendo. ¿Quién te enseñó a leer, esclava? Mejor estarías ciega.
El rostro cruzado de arrugas de la vieja dibujó una mueca jocosa.
__Aprendí de niña, por generosidad de mi antiguo amo, es un privilegio que agradezco a Fortuna. En cuanto a Xarina, está tan loca como tú por las letras ¡qué chica más rara! Mejor estaría con un crío agarrado a su pecho y cocinando para su marido que dándole a la caña en un papiro con la cabeza en las nubes…o mejor dicho !en ti! Amo, creo que al leer los capítulos de la infancia, la pérdida de tu madre, lo de la Musca Mosca…luego lo de Atenas, se enamoró perdidamente. Soñó con tus ojos aún antes de verlos, cosas de Hados o Lemures. Me dijo que estaba dispuesta a escribir un libro sobre la vida de Quinto Maius. Asegura que describe emociones, tristes y alegres, eso dice con la mirada perdida. No te conoció hasta las Florales, pero te conoce más que tu padre, caso por caso, paliza por paliza, cosa por cosa, beso a beso... Entre tanto tú estás por ahí, metido en investigaciones, ella lee y yo después dejo en su sitio tus relatos. A la mañana siguiente más de lo mismo y devuelvo los originales al armario__ hizo una pausa y mirando al cielo prosiguió: __ Sé que al robar tus secretos cometí y cometo una infamia, merezco un castigo, cosa que a mis años poco importa, si mañana estoy viva bendeciré a Juno __ colocó su mano temblorosa en el brazo del muchacho, el cual exteriorizó un amago de rechazo__ Quinto, te vi nacer, no te enfades porque lo dice una esclava, pero creo que deberías perdonarla. Toma venganza en mí si te apetece, invoca a Némesis*, tienes derecho. Xarina, sin embargo, a pesar de sus errores y de haberte ofendido, te quiere más que a su vida ¡es la verdad!
A Quinto estas palabras le sonaron parecidas a las que soñó anoche, pronunciadas por Tito: “Ámala, hazlo” como si volviera a contemplar el lívido semblante del amigo.

La dejó sin respuestas e iba atravesando la casa a zancadas. Su padre, que atendía a un cliente, salió del despacho a toda prisa, las manos en alto:
__¡Quinto! Tenemos que hablar. ¡Oyeeee!
Ni caso, salió de la villa enfurecido, hablaba en voz alta para sí mismo.
Al cerrar el baldón el portero se quedó confuso, el perro movía la cola, el otro dibujado en el mosaico de la entrada con teselas negras, avisaba "CAVE CANEM"* enseñando los dientes. En la calle la vecina le señaló, agitando el abanico fabricado con plumas de avestruz. Ni caso:
__ La verdad…Xarina, te eché de casa a empujones, llevo tres días leyendo mi vida con añadidos y fantasías, cuatro sin verte, ¡Eros! cómo te añoro, preciosa mía__ de una patada apartó un cascote de cerámica, proyectándolo al tejado de su propia casa.
El templo de Maya quedaba de camino, cerca.
“Estarás llorando sobre el papiro donde escribes otro capítulo de mi vida. ¿Y tú quién eres? cuéntamelo”
Sus pasos le llevaban al pórtico del santuario, el fuste de las columnas, rojo, el tejado a dos aguas, y delante, en la plaza, el ciprés joven y orgulloso que conocía.
______________
*Némesis: Diosa de la justícia equitativa y de la venganza, a ella solían rezar los gladiadores, esclavos, libertos, guerreros y gente de baja condición- *CAVE CANEM: En las entradas solía ponerse a un perro en actitud fiera junto con la expresión "Cuidado con el perro" a modo de aviso y protección contra los ladrones. Muchas casas en Pompeya tenían ese mosaico.
Verdades como puños donde GUS, el conductor verdadero:  http://callejamoran.blogspot.com/

32 comentarios:

MyBravestMask dijo...

Natàlia: así, entre verdades verosímiles, verdades juiciosas, verdades inventadas, verdades que sólo creemos, verdades desde mis lentes, verdades como refugio... y nadar. Como pregunta me quedo: “Estarás llorando sobre el papiro donde escribes otro capítulo de mi vida." ¿? Gracias, porque nuevamente nos encontramos en el mar... Un abrazo!
M.Ortega...

CAS dijo...

El pasado, nos trae la historia, los capitulos de que se van componiendo las verdades,o la única verdad en que vamos convirtiendonos. Inquieta y enamorada Xarina, necesitó ver para entender, saber para conocer, y los más hermoso es cómo ama a todos esos Quintos.Quizá Quinto no necesite más para saber la verdad de Xarina.

Neogeminis dijo...

Una a una las verdades parciales van tomando forma y describen, como cerrando un círculo lo que compondrá nuestra historia y le dará sentido a la vida...a veces ella transcurre entera sin que nos hayamos enterado de qué se trata!


un abrazo!

Nieves dijo...

Ay, que a mí también me estaba poniendo la vieja criada de los nervios, niñaaaaaa. Tanta explicación y nollegaba al asunto.
Oye, Xarina me cae muy bien, ese interés por las letras y ese amor por nuestro Quinto... jejeje.
Quinto es un impaciente. Claro, como joven que es, lo quiere todo deprisa.
Sigue, porfi.

Besotes

Susurros de Tinta dijo...

Cuanta emociones en este capítulo, al niño le va a estallar el corazón, que cuando los sentimientos están a flor de piel el odio y el amor se dan la mano, ya dije que el odio es la peor cara del amor, tan intenso como este, pero despiadado, solo se odia a quien se ama de verdad, y el niño al final se rendirá al amor de Xarina e irá a verla?, si?, aisssssss, que emoción, no me pierdo el siguiente capítulo, jajaja, miles de besossssssssss.

Elena dijo...

Perdona pero la historia me enreda y me pierde.
De una cosa estoy segura, el relato es magnífico, excelente y digno de cualquier escritor consagrado.

Un beso.

LUNA dijo...

Tal vez Xarina, sólo encontró ese modo de enterarse de la verdad sobre quién era Quinto...
Tal vez, la esclava lo sabía, como vieja y sabia por los años....

Tal vez Quinto se enfureción, porque no quería que nadie viera su alma desnuda....
Quien sabe... qien sabe la verdad....
Un besito.

MAR SOLANA dijo...

¡Ay, querida Nátali, mi galleguiña adoptiva, cuánto echaba yo de menos estos ratos!

Ahora que tengo un momento más tranqui, vuelvo para seguir las andanzas de Quinto y su Xarina del alma; meciéndome en la suave brisa de tus descripciones, en la ternura tan cercana (¡aunque sea del lejano imperio romano ;)!)de tu pluma que tan bien sabe destilar esos sentimientos que me tienen amarradita al Quinto ;=)

¿Se enseñarán algún día sus respectivas andanzas de letras y diarios?

Un besote.

Susurros de Tinta dijo...

Vuelvo de nuevo para decirte amiga mía que en los últimos relatos para tu novela has encontrado algo que yo personalmente echaba en falta, las emociones, sabes que soy adicta ya a tu Quinto, que me enganchan tus historias siempre tan bien ambientadas, tan llenas de matices filosóficos y sociológicos, pero algo fríos, y con estos últimos relatos has dado pasión a tus letras, si, esa era la palabra que buscaba y que no encontraba, además de romanticismo, que se le va a hacer, soy una romántica empedernida y lo echaba de menos en tu futuro libro, creo que lo has bordado, creo que será un gran libro y a pesar de que odio esto de leer por capítulos, merece la pena...
solo quería decirte esto...y dejarte miles de besossssssssss.

Tèsalo dijo...

Yo suelo tender a contar siempre eso que supe. Por momentos sin embargo considero algo muy distinto.
Callate, me digo. Aunque solo haya sido porque otros hagan un esfuerzo.
Sin embargo, a mí mi vida me ha resultado en muchas ocasiones, delorosa.
Inevitablemente, callo.

Tésalo

Any dijo...

Que feo que algo tan íntimo, los propios pensamientos volcados al papel, sean material de lectura para otros. Horror! Por mas Xarina que sea, por mas que se haya enamorado de Quinto a través de sus letras ... nada! que yo a la vieja la estrangulo!
abrazos

Natàlia Senmartí Tarragó dijo...

AMIGAS Y AMIGOS, HAY PARA TODOS LOS GUSTOS, PODRÍA DECIRSE QUE ESTOY DE ACUERDO CON CADA UNA O UNO. Gracias de parte de Quinto y Xarina, escribidores que yo he escrito, no lo saben, pero así es.

MYBRAVES, nadar en mares ignotos, llorar a mares, enfurecerse como un mar bravo, naufragando en un mar de dudas sin verdades.

CAS, la verdad de Xarina, la de Quinto...andan ambos entrampados en sensaciones dispares, en la trama prisioneros, esa que yo trazo y luego compongo a retazos, dudando cómo acabará esa tela de araña.

MÓNICA, desde luego que el círculo se va cerrando poco a poco, pero aún falta resolver cuanto mide el radio. Sentido a la vida que todavía no saben a dónde dirigir, así está Xarina y Quinto, despistados de verdades, tanteando.

SUSURRANTE SIRENITA, ya sabes tú que Quinto no es nuevo en romances, que va. ¿Ignoras esa verdad? Por ahí consta algo el resto lo tengo oculto en mi enmarañado libro. Romántico Quinto pues tiene un hijo no salido de la nada, después en Chipre con Maya hubo romance, y...et, et, ahora Xarina, ¿punto y final feliz? Veremos dudo de verdad. Besito de la parejita que anda llorosa, encelada y recelosa.

ELENA, perdonada, te comprendo. Si te perdiste uno o dos relatos que aquí constan aún va a costarte enterarte. El hilo se sigue pero reconozco, nunca me canso de repetirlo, que a base de piezas monto el rompecabezas Quinto, según los temas que salen. Luego, amable y sufrida lectora, los monto, los compongo y añado otros, como ligar una mahonesa en el mortero. Gracias por tus palabras de aliento, me ayudan muuuucho. Bsitos quintiles y míos.

LUNA, Xarina escritora y fisgona metió la nariz en unos relatos íntimos sin permiso del autor y ayudada por la vieja. Eso le sienta fatal a cualquiera, la verdad sea dicha. Ahora, quien sabe si se decantará por olvidar y amar, tabula rasa, veremos. Bsitoooo.

MAR, los escritos de Quinto ya fueron robados en secreto y leídos por Xarina, la creadora posterior del libro Quinto a base de sus memorias. Luego el chico la echó de casa, enfadado a topes, con razón ¿verdad? No sin antes recibir de ella el libro que está escribiendo sobre el fruto de sus amores !Quinto! Menudo lío, jeje. Veremos si se aclara si se perdona o no, si se olvida y se entrega al amor o al desamor.

TÈSALO, no te calles, mala cosa, suéltalo, si quieres claro. Callando no podemos hacer ningún esfuerzo, con pocas pistas se pierde el hilo, nos despistamos. Verdad o mentira, no me aclaro, verdad que Xarina ama a Quinto, sí, ¿y al revés? ahí la duda.

ANY, certísimo, tú comprendes lo que Quinto siente. A un paso de estrangular a la vieja estuvo, a Xarina la echó de casa, eso hizo. ¿Qué hará ahora? Tira mucho el deseo, los besos, las caricias, la compañía, la conversación, los juegos...tiran fuerte de él, pero a lo mejor se echa atrás. La verdad, no lo sé, aún no.

César dijo...

De nuevo un estupendo paseo por la Roma imperial acompañando a tus personajes.
Xarina juega con los dados cargados, se enamoró del auténtico Quinto. ¿Quién miente a su diario?.

XoseAntón dijo...

¡Qué va!, donde esté Quinto y Xarina que se quiten todos los romeos y julietas... Qué alegría, Natàtalia, por los comentarios que estoy leyendo, me doy cuenta que tu entrañable Quinto se está haciendo famoso; qué alegría. ¿Las verdades?, creo que ya da igual, desde el momento que el muchacho dice, peor, pregunta: ¿Me vas a contar "toda" la verdad? (el entrecomillado me he permitido la licencia de añadirlo yo, lo siento), creo que las explicas todas; con una sóla pregunta y de un tirón. Felicidades. Sí, se nota que Quinto es joven y la vieja anciana; en cuanto a Xarina, ¿qué decir?, si ante las pasiones hasta la verdad se pierde en sus propios y retorcidos caminos. ¿Merece el amor arrodillarse ante la verdad? ¿Y ésta, se merece los maltratos del amor? ¡Ay, condenado Gustavo!, en que encerrona nos metió :))) Y, por otro lado, nos está haciendo disfrutar como niños; qué peligro tiene...

VERÓNICA MARSÁ dijo...

Es que verse uno mismo desnudo emocionalmente ante un espejo, UUFF.
Te imaginas que encuentras tu vida escrita o filmada por unos ojos ajenos a los tuyos, tomando o narrando escenas que para tí casi no existieron? Las miradas de los otros cuando te das la vuelta. La tristeza o la alegría que causas en los demás y desconoces. La huella que dejas en personas desconocidas. Tus propios gestos... No creo que me gustase.

Besitos, compañera.

Natàlia Senmartí Tarragó dijo...

CÉSAR, Xarina juega con dados cargados, VERDAD, pero le sale el juego caro, se enamora perdidamente del motivo de su juego. Veremos si a Quinto le gusta la jugada o sigue enojado.
Lo que hace ella con el diario y las memorias de él, es reinventarlas un poquito, ponerle salsa própia, vamos que escribe un libro sobre Quinto pero a su manera, escritora es o lo procura !
cara dura! Aquí nos tienes, a Xarina, a Quinto y a mí, en estos Lares del imperio. Bsitooos de los tres.


XOSE, aveeeee, Quinto te encontraba a faltar muuucho. Ya ves las que tengo liada, un amor o un desamor, porque el chico está que trina. Menuda jugadita entre la vieja y Xarina le hacen al muchacho. Joven es, dices, y por lo tanto furioso, pero nada resabido, por ahora a sus 19 primaveras. Verdad el amor de Xarina, verdad el amor de Quinto, pero...¿merece la pena entregar esa pasión en manos de una fisgona? Se verá.
GUS nos ha metido en un lío de los buenos, repartimos Verdades a pares, disfrutamos, y la VERDAD, son buenos relatos, así que felicitemos al ocurrente mara gatooo. No es peligro disfrutar, es un placer, lo mismo que verte, amigo por estos lares, bicooo.


VERÓNICA HELÉNICA, pues opino lo mismo. Quinto está que se sube por las paredes, mosca total con la vieja y la chica, ¿de VERDAD podrá perdonar a Xarina el robo de sus diarios y luego la escritura de ese libro con añadidos de su cosecha? Suerte que el libro únicamente lo ha leído él mismo, no circula por ahí, por la Suburra, !qué jolgorio se montaría! y suerte que muchos eran analfabetos o poco dados a la lectura de rollos y más rollos. Está enfadado en chico, pero también esta COLADO, vamos, enamorado. Veremos, petons xiqueta, molts.

José Ignacio dijo...

LA VERDAD es que capítulo a capítulo aumentamos el conocimiento de una sociedad distante en el tiempo, la romana.
A veces, como dice Elena, me pierdo un poco en la lectura pero lo achaco al tiempo que dedico a ella. Muchos textos requieren una segunda lectura pero considero que no debería ser el caso de un relato novelado como este que vsmos leyendo en edición fascicular.
Hasta pronto.

gustavo dijo...

leches y p0rras c0cidas ...¡ha vist0 la navajaaaa!!
habra que venir antes p0r aquii¡¡
bien, natali...n0 siempre se escribe igual...es0 parece evidente...existen multitud de fact0res. aunque me incin0 p0r el fact0r animic0 s0bre t0d0 c0m0 causante de esas variabilidades...
bien, natai...n0 siempre se leer igual...es0 parece mas que evidente...¡¡y si n0 que se l0 digan a este zam0ran0!!!
bien, atendiend0 a l0 que dej0 dich0, dig0 y firm0 y rebric0 que el inici0 de este jueves, natali, para ...el tuy0, el de escrit0 de este quint0...para mi es genial...
sin necesidad de c0piarte las frases textualmente, te dig0...ese pati0 liquid0, te dig0, es0s guisantes saltarines...la mama que te traj0¡¡¡
ya ya p0r fin he l0grad0 enterarme de es0 de que xarina leia, etec...¿acas0 sera que h0y a ectura es ...a causa de estar despiert0...me es c0mprensible a la primera?
sí, gus...
destac0 esa parte de a descripci00n en a que la anciana n0 acaba de reatar...
¡¡¡si habla igual que y0!!...per0 habarl0 es facil...l0 fastidi0s0 es escribirl0, p0ner0 en palabras....
hay h0y, natali, -tener en cuanta l0 que he dich0 arriba- en este quint0 una fluidez genial...
me decias ayer que este jueves es de categ0ria alta, pues ya puedes ir p0niend0te c0m0 causa de ell0...
0tra c0sa...
las malditas descripci0nes de l0s lugares...
l0s ve0, l0s pis0...l0s palp0...¡ y es0 dich0 p0r mi es much0, teniend0 en cuenta que sue0 ser mas de la acci0n que de a descripci0n!!
amen
y miles de medi0s bes0s.

Teresa Cameselle. dijo...

"Soñó con tus ojos aún antes de verlos..." Ay, qué romántica te nos has puesto, y qué bonito que te ha quedado.
Bicos.

Natàlia Senmartí Tarragó dijo...

GUS, estrella mesetaria, luz que iluminas con verdades inciertas las verdaderas, o sea, NOOO... quedamos que nooo. Pos resulta que te contesto por e-mail, pa no gastar espacio. Pero añado que me has tocado con lo de las descripciones, digo que los guisantes saltarines te saludan. La anciana se tropieza hablando, es su privilegio de vieja chocha, pero tú te tropiezas de una forma irrepetible, gloriosa e ingenua. Te bendigo sin agua bendita. Besoooo uno.


TERSIÑA, después de la comilona y el paisaje ideal, que guardamos en la memoria, después de hablar, eso, lo mejor, resulta que te esperaba visitando estas VERDADES múltiples del GUS. Te lo digo con el corazón en la mano...!aiggg, qué dramática!A lo que decía: en el género histórico existe lo romántico, a topes, y más hierbas.
Bicoooo para tí, cielo, y para el encantador Raúl.

Pepe dijo...

Verdades a corazón abierto. La verdad de una Xarina, biógrafa enamorada, la verdad de una vieja celestina, la verdad ¿enfurecida? de un impetuoso adolescente, la verdad de una historia en capítulos que nos tiene enganchados al carro donde viaja Quinto.
Un abrazo.
Pepe.

Natàlia Senmartí Tarragó dijo...

NIEVES: Esa vieja chochea, pobrecilla, en cuanto a Quinto está furioso con razón, veremos si se aplaca y es capaz de perdonar a la fisgona que tanto lo ama.

JOSÉ IGNACIO, te digo como a Elena. Se sigue un relato novelado por capítulos, los cuales, ya sabes, escribo adaptándome a un tema dado. Esto hace que luego yo los encaje en la novela y frecuentemente no siguen orden cronológico. Si te has perdido alguno de los que aquí constan, aún resulta más difícil, disculpas. Pero si al menos te sirve para viajar a aquellos tiempos con cierto placer, me doy por contenta, bsito.

PEPE,pues sí, a cada cual sus verdades, y verdaderamente me siento muy feliz si te encuentras algo enganchado a la cuadriga de Quinto, el cual te hace sítio, !cuidado! conduce rápido este adolescente. Bsitooos.

maria jose moreno dijo...

Llego tarde pero no me olvido de este ecuentro semanal con el nene. Dificil camino este de la verdad, duro y por otro lado tan necesario. La esclava da vueltas a su dicurso (me ha encantado lo de que tenía Xarina debería estar haciéndole la comida al marido...nada cambia...) para llegar a lo auténtico. Eso nos ocurre tambien la malloría de veces a nosotros en nuestros discursos, con lo fácil que es ser sinceros...o difícil?
Me quedo prendada otra vez de este Quinto que se va labrando su porvenir capítulo a capítulo.
Enhorabuena Natalí.
Besitos

Juan Carlos dijo...

Excelente relato en lo relativo a visualización. Es, por decirlo de alguna forma, que se te lee en colores.
Sobre la historia, tranquilizar a Quinto, que Xarina es una chica estupenda, aunque como buena mujer es muy curiosa y a veces hace trampas.
Enhorabuena y un beso.

ANTIQVA dijo...

Amiga, leyendo tu relato no pude sino recordar que Cordoba es famosa por la maagnifica coleccion de lapidas funerarias de gladiadores que se han conservado... Alguna con textos tremendamente sugerentes (tipo de maldiciones).

Tambien me llamo el asunto la inscripcion "perruna" musivaria, similar a una que vimos en Pompeya.

Veras, amiga, que al fin -poco a poco- estoy intentando normalizarme...

Un fuerte abrazo

Natàlia Senmartí Tarragó dijo...

MARÍA JOSÉÉ; te esperaba Quinto metido con las dudas sobre la Xarina fisgona y adorable, chica que ya entonces se negó a hacerle la comidita al susodicho y tópico maridito de turno, que...!haberlas haylas, ya entonces! Ejemplos tengo a pares desde Babilónia.
Verás, cielo, mi Quinto es el prota, el nene de mis ojos, lo pinto contradictório, no lo pinto de piedra picada !qué horror! lo pinto cual chico de 19, entonces o ahora, o eso intento.
Aiggg, me parece que GUS, adorable mara gatooo, nos pondrá un tema para el próximo JUEVES, que para mí, ni hecho a medida. Lo hemos pasado bien este JUEVES VERDADERO, sin malos rollos, de compas con ganas de leer a pleno pulmón, sin pegas !Aveeee! GUS, buenos relatos he leído.
Bsitoooo María Morena de Corduba la romana.


JUAN CARLOS, aveeee. Jejeje, cuidadito con eso de que..."como buena mujer es muy fisgona y a veces hace trampas" cuidaditoooo. Conozco fisgones varones que a la "chita callando" por lo bajines, déjalos correr. Es broma amigo, agradezco tu amable e intenso comentario, Quinto, en cinemascope y tecniclor tres dimensiones, te saluda y te espera considerándote un compinche, ya sabes cómo hablan los chicos, entonces y ahora. Bsitoooos.


ANTIQVUA, es cierto, lápidas con mensajes que nos transportan al ser humano de todos los tiempos, gladiadores, jóvenes malogrados, esclavos o esclavas, marido a esposa o viceversa, niñas muertas a los cinco años. En Corduba la romana, en Tàrraco, en Massilia, Roma, a miles...
CAVE CANEM, en la puerta de mi "antro" estudio, cual Sibila Cumana, tengo esa inscripción; quien avisa no es traidora y la intimidad vale un tesoro como el de Tartesos , nunca sobran perros de dientes afilados !pobrecillos!
Ponte al día a tu ritmo, no te fallaré, estoy prendida del encanto cordobés, piedra a piedra, y veo el Betis bajo el puente romano, la vida trancurriendo, peinada entre sus aguas. !Aveee! amigo, hasta ahora. Besitooos.

maruja dijo...

Estupeno; sigue la historia. A mi me gustan las descripciones y los relatos minuciosos. Hasta tal extremo, que a veces cometo el pecado de leer el final de una historia y luego empezar de nuevo despacio. Las historias completas, veremos que pasa con el amor.

Celia dijo...

Hola querida amiga.
Me ha dicho Gustavo, que sería bueno para mí entrar en vuestros relatos del jueves.
Efectivamente, ha sido así. Tu Quinto es la leche... y tú también.
Muchos besos.

Nieves Hidalgo dijo...

los monto, los compongo y añado otros, como ligar una mahonesa en el mortero.
Oye, me tomo nota. jajaja.

A ver si pones más, que ya me tienes intrigada.
Besos gordos

Natàlia Senmartí Tarragó dijo...

MARUJA, pecado verdadero, yo no suelo hacerlo, pero...mentira, a veces, pocas.
Quinto está a punto de caramelo, me faltarán tres cap. para finiquitarlo, aluego acabar de ordenar el galimatías. Hasta el JUEVES próvimo del GUS, muuuuy ÍNTIMO, bsitooos.

CELIA, bienvenida de parte del GUS buena recomendación. Espero vrete este JUEVES íntimoooo
de la leche. Bsitooos del nene y míos.


NIEVEEES, más aún??? por aquí abajo hay la tira de cpa. como sabes, algunos seguiditos, otros mahonesa cortada. Aiggg, divertido escribir a salto de tema según los proponen, pero aluegooo, no ves el puzzle Quintil. Besos cariñosos.

elena clásica dijo...

Querida Natàlia:

Saboreo profundamente este episodio, donde el Amor se impone profundo e irremediable sobre los sentimientos, así como cuando los astros se confabulan y derraman sus fuerzas insignes sobre nosotros, mortales; así Xarina y Quinto han sido señalados, y no hay remedio, no hay escapatoria, Venus parece observarlos.
La juventud de ambos personajes ofrece una visión luminosa del Amor, sin duda Quinto se siente intimidado, observado, cuando se hace consciente de que sus secretos de niño que se pregunta cuándo llegará a ser hombre, han sido revelados a otra alma, su enfado que parece obedecer al desconcierto y a una invasión, a un permiso no otorgado parece haber derivado en cosquilleo ansioso.

Detente, Quinto, feo asunto el de la anciana esclava en permitir el acceso a los asuntos íntimos y resguardados, pero no te dejes llevar por el impulso comprensible más allá del enfado y de volcar el cascote de cerámica, y no invoques a Némesis, que acudirá certera e implacable. No, no, niño Quinto, esta anciana esclava viene de la mano de Venus que ha tejido su maraña y en ella ha atrapado a los amantes, necesitaba un instrumento humano. al fin, cuántos sufrimientos habrá arrostrado una esclava anciana en la Suburra cubierta irremediable y permanentemente de harapos y peluca, mientras que su joroba falsa también suponía un peso terrible....

Ah, Quinto, el sueño, los lemures, recuérdalos y déjate llevar por los Manes que te amparan desde el lado misterioso de la Sombras:
"ámala, hazlo", sabes que esas palabras se han enredado en tu espíritu,
devoradoras, implacables, certeras.

"¿Y ella, esa bruja, escribe?" Sí, Quinto, sí, y sin darte cuenta, ello te ha hecho amarla, la amas, y ya es una verdad en tu corazón.

En el final de esta entrega narrativa parece redimirse Quinto: "te eché de casa a empujones, llevo tres días leyendo mi vida con añadidos y fantasías ... como te añoro, preciosa mía".

Y el Amor que se se derrama generoso: "¿Y tú quién eres? Cuéntamelo".

Esa Xarina, loca de amor, entregada a la vida de Quinto, al que conoce más que él mismo, al que ama en todos sus actos, al que se asoma sin testigos o con ellos. Ah, esa Xarina le está dando una lección a Quinto:
no sabías, Quinto, que existiera ese inexplicable goce en el conocimiento del ser amado, esa don de entrega compenetración.

¡Valiente lección!

¡Ámala, hazlo!

Preciosa entrega, donde el amor se respira y se palpa, querida Natàlia, la he disfrutado intensamente.

Besazos, querida amiga.

Natàlia Senmartí Tarragó dijo...

ELENAAA, como si hubieras parido a Quinto, me dejas pasmada, para variar.
¿Y a Xarina de qué la conoces...y a la vieja?
Simplemente, no me cabe añadir nada más, pero espera a ver cómo termina eso de "hazlo, ámala" ni yo lo sabía hasta hace un rato.
Sublime amiga, no me faltes, aquí te esperamos este JUEVES prometedor de intimidades.
Gracias, besito muuuy cariñoso.